¡Ay!, Gijón del alma, dice la canción. En cuanto pongas los pies en Gijón con niños (Xixón en asturiano) te darás cuenta de que has llegado a una ciudad especial, llena de vida y con muchísimos planes para hacer con tus hijos. Os adelanto que en esta ciudad imprescindible en vuestro viaje en familia a Asturias no tendréis ni un minuto para aburriros.

Gijón con niños

No puedes irte de Gijón sin hacerte una foto en las famosas “letronas”

Gijón es la ciudad más poblada y animada de Asturias. Ofrece actividades para todos los gustos. En un solo día podrás jugar en la playa y darte un chapuzón en el mar, asistir a un concierto o una obra de teatro, ver tiburones e incluso aprender sobre astronomía. No dejes de perderte por sus librerías o de descubrir sus tiendas molonas y por supuesto que no se te olvides de probar alguno de los dulces típicos de la ciudad.

Piérdete por la Plaza del Parchís, siéntate a ver el atardecer en la Cuesta del Cholo en pleno barrio de Cimadevilla, escucha el mar desde el Elogio del Horizonte y acércate a la estatua de Pelayo (si vienes en Carnaval, te lo encontrarás disfrazado).

Cómo moverse en Gijón con niños

Si vas a visitar Gijón con niños, no te agobies, es una ciudad muy cómoda para moverte con ellos. No hay grandes pendientes y su centro está lleno de parquecitos para jugar y de plazas donde poder descansar. Puedes dejarte llevar y apuntarte a visitas guiadas y actividades a través de este enlace.

Gijón cuenta con una tarjeta turística familiar Gijón Card, cuyo precio incluye el transporte en los autobuses urbanos, entradas a los museos de la ciudad además de disfrutar de descuentos en hoteles y restaurantes.

Con el servicio “Gijón-Bici” podrás utilizar bicicletas de manera gratuita para recorrer la ciudad. Eso sí para poder utilizar este servicio deberás tramitar la Tarjeta Ciudadana que además te permitirá pagar en los autobuses municipales, abonar los tickets en las zonas O.R.A., utilizar de manera gratuita los aseos públicos, acceder a LABoral Centro de Arte y Creación Industrial sin pagar los 2 euros de la entrada. Además tienes descuentos y ofertas en la entrada en el Acuario de Gijón.

Gijón cuenta con un buen carril bici que te permitirá recorrerla casi de punta a punta y si te animas mi recomendación es que te des un paseo desde el Acuario pasando por la Playa de Poniente, el Puerto Deportivo, el cerro de Santa Catalina y la playa de San Lorenzo hasta llegar al parque de Isabel la Católica.

Si lo prefieres, puedes utilizar el sistema de alquiler de bicis por horas mediante la aplicación Tucycle o el servicio de alquiler de Ciclos Esplendor.

Apartamentos y hoteles en Gijón con niños

NH Gijón

Gijón con niños

Piscina del hotel NH con vistas a la PLaya de San Lorenzo

El NH Gijón está situado junto a la playa de San Lorenzo, la más conocida y más grande de la ciudad. Frente al hotel se encuentra el Parque de Isabel la Católica en donde los peques podrán disfrutar de una zona de juegos muy amplia. Este hotel será las delicias de tus hijos si visitas Gijón con niños, pues en la azotea tiene una piscina con vistas al paseo marítimo. Además, cuenta con spa y gimnasio.

Apartamentos Capua

Gijón con niños

Apartamentos Capua

Los Apartamentos Capua están situados junto a la playa, muy cerquita de la Plazuela de San Miguel, el Paseo de Begoña o la Plaza del Instituto. Disponen de zona de comedor y salita de estar y una cocina completamente equipada. Frente al edificio se encuentra el Mercado de abastos de San Agustín en donde podrás hacer la compra y por toda la zona hay multitud de bares y restaurante para comer y cenar.

Hotel Pasaje

Gijón con niños

Vistas desde el Hotel Pasaje

Frente al Puerto Deportivo de Gijón, la Plaza Mayor, la calle Corrida y el barrio de Cimadevilla. La ubicación del Hotel Pasaje te va a permitir explorar Gijón con niños con todas las facilidades y comodidades que te puedas imaginar. En la calle Corrida, la más comercial de la ciudad encontrarás librerías, restaurantes y tiendas de ropa.

Parador de Gijón

Gijón con niños

Jardín privado del Parador

En pleno Parque de Isabel La Católica, junto al Estadio de El Molinón y a menos de 10 minutos andando de la Playa de San Lorenzo. El Parador de Gijón te ofrece habitaciones muy amplias y  parking gratuito para los clientes. Su terraza cubierta y su jardín te permitirán descansar de un día de turismo por Gijón con niños, con toda la tranquilidad.

Cosas que ver y hacer en Gijón con niños

1. Recorrer el centro de Gijón

Gijón no es una ciudad demasiado grande y recorrer el centro no te va a resultar complicado si visitas Gijón con niños. Además, tiene un buen sistema de autobuses urbanos que te llevarán de una punta  otra en poco tiempo y con paradas en los principales puntos turísticos.

Gijón / Xixón from minube on Vimeo.

Puedes empezar tu paseo por el centro en la misma Playa de San Lorenzo, en la famosa Escalerona, la escalera número 4 de todas las que dan acceso a la playa. Podrás recorrer el paseo del Muro que te regala una ruta por la costa de la ciudad que puedes hacer paseando y también en bicicleta pues la recorre un carril bici muy bien organizado.

Descubre las plazas del centro de la ciudad: la Plazuela de San Miguel, la Plaza del Instituto que los gijoneses conocemos como la Plaza del Parchís, la Plaza de Europa con su estanque lleno de ranas y sus columpios (en esta plaza se encuentra también el Museo Nicanor Piñole), los Jardines de la Reina, frente al puerto deportivo y dedicados a la María Cristina, la madre de Alfonso XIII, que visitó Gijón en el año 1900. No te olvides de la Plaza del Marqués, que te da la bienvenida al barrio marinero de Cimadevilla y por supuesto, la Plaza Mayor.

La Calle Corrida es la calle más comercial de Gijón y es peatonal, así que podrás recorrerala tranquilamente con los peques. En esta calle encontrarás las principales tiendas de ropa, regalos, fotografía y también un montón de cafeterías con sus terrazas de toda la vida.

Si no quieres perderte ninguno de los lugares más emblemáticos en tu visita a Gijón con niños, siempre te puedes hacer este tour por la ciudad.

2. Bañarse y surfear en sus playas

Entre lo mejor de Gijón con niños están sus dos estupendas playas urbanas bien cuidadas y cada una con su particular encanto. Como buenas playas asturianas ambas desaparecen cuando la marea se pone alta, (sobre todo con mareas vivas, con luna llena o nueva). Además de para bañarse las playas de Gijón son muy recomendables para surfear. Para aquellas familias iniciadas o las que quieran hacerlo Skool Surf es todo un referente.

La Playa de San Lorenzo

Se sitúa en el otro extremo. Es la más extensa, natural y espléndida de Gijón. La veréis con la Iglesia de San Pedro en un costado y al final la desembocadura del Río Piles.

Bañito en la playa de San Lorenzo

Son 1.600 metros de longitud y una sugerente forma de concha (que recuerda a la célebre de San Sebastián-Donosti). A lo largo de su recorrido hay varias escaleras de acceso. La que se encuentra tras la Iglesia de San Pedro es cllamada por los locales como “La Cantábrica”, la del fondo, que hace el número 16, “El Tostaderu”.

El típico sitio donde todo gijonés queda está ubicado en su zona media (número 4) y se llama “La Escalerona”. En esta playa es muy típico jugar a futbol o voley-playa. En paralelo a la playa se extiende el ya comentado  Paseo del Muro de San Lorenzo, que va mucho más allá hacia el Este y va a dar a la senda Senda costera del Cervigón que bien vale un paseo que os conducirá hasta el estupendo Parque del Rinconín que luego comentaremos.

La Playa de Poniente

La playa de Poniente es la de menor tamaño. Es una playa artificial situada junto a dos puertos, el industrial y el deportivo así que te bañas viendo grúas y depósitos. En cualquier caso es muy accesible, el agua está limpia y tiene muchos servicios razón por la que  es bastante frecuentada. A su altura intermedia de sus 450 m de longitud hay una escalera que da acceso directo al Paseo Marítimo. Aquí la noche del 23 de junio queman las  hogueras de San Juan.

3. Correr y jugar en sus preciosos parques urbanos

Si algo tiene Gijón son parques para jugar. Yo te voy a hablar de los más famosos pero si te pierdes por los barrios te sorprenderá que hay muchísimos  y de gran calidad.

Sin duda, el más conocido es el Parque Isabel la Católica. El espacio destinado a la zona de juegos es sin duda uno de los mejores que he visto (excepto los de Holanda), hay columpios para todas las edades y tiene una tirolina, un castillo y hasta camas elásticas. Además, tus hijos podrán disfrutar de los patos del estanque (ojo, que no se les puede dar de comer) y de distintas aves silvestres. En el centro está ubicada la rosaleda que vive su mejor momento en la primavera y por todo el recinto podrás ver esculturas de personajes históricos y mitológicos.

Otro parque que no te puedes perder es el El Rinconín, fuera del casco urbano, en el barrio de Somió. Entre arena y frente a una playa este parque tiene un barco pirata de madera, toboganes de distintos tamaños y pasarelas. Te puedes pasar horas viendo a tus hijos jugar mientras tú descansas en el césped.

Un poquito más arriba hay otro espacio infantil también poco habitual en las ciudades españolas, pues está formado por circuitos de agua. Si tienes pensado ir con tus hijos, llévales ropa de agua o de recambio porque no van a poder resistirse.

Dejo para el final nuestro parque preferido, Los Pericones, la mayor arboleda urbana de Asturias.  Si quieres una de las mejores vistas de la ciudad, no puedes dejar de visitar este parque, que además de varias zonas de juego tiene mesas de picnic y mucho verde para correr. Puede que te parezca que queda lejos del recorrido turístico, pero sin duda una visita a este parque hará ganar puntos a tu visita a Asturias con niños.

4. Dormir con tiburones

Acuario Gijón

Menuda experiencia. Dirigida a niños de entre 8 y 12 años, tus hijos van a aprender un montón de curiosidades sobre los animales marinos. Los niños, verán un documental sobre tiburones, manipularán material biológico como dientes y aletas, disfrutarán de una cena especial en el restaurante y dormirán rodeados de los animales que habitan en el oceanario. Toda una aventura que pueden vivir en el espléndido Acuario de Gijón.

5. Subirte a una locomotora antigua

Y viajar hasta donde la imaginación os lleve. Situado frente a la Playa de Poniente, el Museo del Ferrocarril de Asturias se ubica en el edificio en la antigua Estación del Norte del siglo XIX, símbolo de la Revolución Industrial en Asturias.

Museu Ferrocarril Asturias Gijón

Los domingos la entrada es gratuita. En este museo no solo descubrirás la tecnología y la mecánica de las máquinas sino también la importancia que el ferrocarril tuvo para el desarrollo económico de la ciudad y de toda la región.

Atentos porque en fechas concretas como la Noche de San Juan, en Semana Santa, en el Puente de la Constitución o en las jornadas de puertas abiertas, las máquinas se ponen en marcha y hacen pequeños viajes por el museo.

6. Hacer una ruta de museos

Muséu del Pueblu d’Asturies, Gijón

En Gijón contamos con multitud de museos no solo en el centro de la ciudad sino también en las zonas rurales. No te puedes perder el Muséu del Pueblu d’Asturies un recinto con viviendas y construcciones tradicionales; una pequeña aldea junto al estadio de fútbol donde podrás descubrir hórreos y paneras del siglo XVIII, casas de campesinos, refugios de pastores o cómo eran los aperos agrícolas. En este museo, además, hacen talleres  gratuitos muy interesantes para los niños. Nosotros vamos siempre que podemos.

Muy interesante también es LABoral Centro de Arte y Creación Industrial situado en la antigua Universidad Laboral en el que podrás disfrutar de exposiciones, talleres, conciertos, conferencias y multitud de actividades.

7. Descubrir las aves en su jardín botánico

Un estupendo lugar donde pasear en familia que vale la pena conocer. El Jardín Botánico tiene una gran extensión de 25 hectareas  y se encuentra en Cabueñes a 3 kms del centro de Gijón. En él se catalogan alrededor de 32.000 plantas de 2.100 especies distintas. Consta de cuatro jardines dividos en cuatro hábitats diferenciadss, como son el entorno cantábrico, la factoría vegetal, el jardín de la Isla y el itinerario atlántico.

Gijón en familia

El segundo domingo de cada mes en el Jardín Botánico se lleva a cabo una visita guiada por el Colectivo Ornitológico “Carbayera del Tragamón” para que aprendas a identificar las más de 90 especies que habitan entre los árboles del jardín.  Además, en los meses de verano se celebra Nocturnia en la que se pueden ver aves rapaces.

8. Subir al Cerro de Santa Catalina

Lugar de defensa de la ciudad desde tiempos inmemoriales y de avistamiento de ballenas, pues Asturias como casi todo el norte de España, vivió durante mucho tiempo de la caza de ballenas. En el siglo XIX se construyeron en este espacio muros y búnqueres que serían utilizados durante la Guerra Civil. Durante mucho tiempo, este espacio estuvo cerrado a los ciudadanos, pero afortunadamente hoy es lugar de recreo para muchos gijoneses y visitantes.

Casi en el mismo borde del acantilado se levanta el famoso Elogio del Horizonte de Chillida. Si te pones en el centro, te llevarás una maravillosa sorpresa.

9. Descubrir el antiguo barrio de pescadores de Gijón

Cimadevilla es el barrio más antiguo de Gijón, con  callejuelas, casitas de piedra y pequeñas plazas en las que sentarse a descansar. Y tiene hasta un palacio, el de Revillagigedo en el que podrás disfrutar de exposiciones, conferencias y conciertos.

Gijón con niños

El imponente Palacio de Revillagigedo

Mi secreto, sentarse en la Cuesta del Cholo a beber una botella de sidra mientras ves el atardecer sobre el mar. Además en este barrio encontrarás multitud de bares y restaurantes en los que comer bien y a buenos precios: La Galana, El Palacio o La Casona de Jovellanos son solo tres de ellos.

10. Visitar el Observatorio del Monte Deva

El Observatorio del Monte Deva está en una zona apartada de Gijón, rodeada de espacios verdes. El mejor momento para visitarlo es los viernes a partir de las 23.30 y siempre que no haya luna llena.

Camino Forestal Monte Deva

Recibirás todas las explicaciones necesarias e incluso atenderán a tus peticiones por si quieres ver algo concreto. Antes de subir al observatorio, te recomiendo que les llames para saber qué actividad están llevando a cabo y si se puede acceder ese día.

Muy cerca del Observatorio hay una zona perfecta para hacer un picnic que cuenta con mesas, barbacoas y aseos. Si quieres alejarte un poco más de la ciudad para hacer un picnic otra zona es Carbayera de Granda, con muchos árboles autóctones, aparcamiento y zona de juegos.

11. Hacer la ruta por sus mejores sidrerías y restaurantes

Ñam! A las familias más foodies os interesará saber que Gijón es una de las capitales asturianas del buen comer. Aquí la sidra natural bien escarciada acompaña a todo un cortejo de especialidades de la tierrina como son el pote, el guiso de pulpu con patatines, el cachopo, sus afamados quesos y por supuesto la célebre fabada asturiana.

Entre las sidrerías de Gijón podéis dejar de visitar alguna de estas. La Casa Tabanco, un referente en Gijón situado muy cerca del Museu del Pueblu d’Asturies. Tierra Astur Poniente y Tierra Astur Espichas, ambos del mismo dueño y grandes exponentes de la cocina popular asturiana, con abundantes raciones y las mesas dentro de un tonel. Los Pomares no pueden faltar en esta relación pues no en vano sirve una de las mejores fabadas asturianas del mundo y pertenece al delicioso club gastronómico gijonés de Las Guisanderas de Asturias

Sidrería Tierra Astur, una de las imprescindibles de Gijón

Entre los restaurantes de entidad a tener muy en cuenta en Gijón destacan por sus propuestas renovadas de comida tradicional y productos locales: La Cuadra de Antón con vistas a la playa de San Lorenzo. El Zascandil, tradicional y muy orientado al pescado, el Tomate Bistró, cocina de mercado y perfecto exponente de la cocina gijonesa actual así como el Restaurante Agua, galardonado con una estrella Michelín.

Para los amantes de las hamburguesas, pizzerias y en general de lugares donde ir a comer en Gijón con niños os recomendamos ampliar la información en este enlace.

12. Dejarse llevar por su ruta más dulce

Si hay que hacer un sacrificio por los niños pues se hace, verdad?. Te propongo que te pases por algunas de las famosas confiterías de Gijón para que puedas disfrutar de nuestros mejores dulces.

Alitier Dulcia

La pastelería Aliter Dulcia te va a transportar a un salón de té inglés con una decoración de cuento y unos pasteles y buzcochos que te quitarán el habla.

No te pierdas los helados y turrones de Federico Verdú en la calle de los Moros. LLevan haciendo helados y turrones nada menos que desde el año 1882 así que para los gijoneses los helados de Verdú son toda una institución. Además, te pueden preparar cajas de regalo con turrones, chocolates y mazapanes.

Otra de las buenas, en la Confitería Collada, podrás probar los pelayinos, un postre hecho con manzana recubierta de mazapán de almendra.

Gijón con niños

Impecable escaparate del local de La Gijonesa en la calle Covadonga

Si visitas Gijón con niños durante el Antroxu (el carnaval) pásate por  la confitería La Fé para probar las típicas casadielles y si quieres tener un detalle delicatessen con alguien y llevarle un pedacito de nuestra tierra envuelto con mucho amor, no dejes de visitar algnas de las tiendas de La Gijonesa donde encontrarás quesos, sidra, conservas y su famosa mermelada de sidra.

BONUS EXTRA

Salir de compras molonas por Gijón con niños

Aquí econtrarás un montón de tiendas y librerías molonas relacionadas con la infancia que harán las delicias de toda la familia.

Mamamífera. La tienda de portabebés ergonómicos por excelencia en Gijón. Además, si vienes a Gijón con niños y se te ha olvidado tu portabebé o no tienes, durante los días de tu estancia podrás alquilar uno y tendrás la suerte de contar con el asesoramiento de toda una experta. En Mamamífera además encontrarás juguetes de madera, pañales de tela, calzado y todo lo que necesites para tus hijos.

Jo Mami Kids. Si te acercas hasta Jo Mami Kids, te vas a llevar alguna cosita, seguro. Las lamparitas quitamiedos son un indispensable en mi familia, e incluso nos llevamos alguna en la furgo. Lo mismo nos pasa con sus muselinas que utilizamos para millones de cosas.

Gijón con niños

La bonita tienda de Jo Mami

Otras tiendas molonas con juguetes creativos y de madera en Gijón con niños son Manitu Toys y Tuquinos.

Las librerías de Gijón también son una muy buena alternativa para pasar un rato divertido y de paso llevarte algún libro maravilloso para ti o para tus hijos. La Luna Lee es una de nuestras preferidas. En pleno centro de Gijón, muy cerquita de la Playa de San Lorenzo te encontrarás con esta librería infantil en la que encontrarás todo lo que buscas. No solo tienen libros sino jueguetes educativos como puzles o juegos de mesa.

El Bosque de la Maga Colibrí, muy conocida en el ambiente cultural gijonés está orientada en literatura infantil y juvenil. Ya solo su cristalera con vistas a playa te dejará con la boca abierta. Organiza frecuentes talleres de animación lectora, cuentacuentos o escritura creativa además de recitales y espectáculos de narrativa. Aquí encontrarás un remanso ideal para refugiarse del ajetreo de la ciudad y te resultará difícil despegar a tus hijos de su sofá para niños.

 Venir a su festival del Cómic

Gijón atesora una destacada e intensa escena cultural. Cada primer fin de semana del mes de Octubre se celebra su fámoso Comic Con con desfiles, presencia de editoriales y autores, exposiciones y entrega de premios.

Otros festivales destacados de Gijón tienen que ver con los video juegos y las últimas tendencias musicales. Puedes conultar la programación y hacer coincidir vuestra escapada en el Metropol.

+ info sobre Gijón con niños

Más planes en Asturias con niños

Portal de Turismo de Gijón

Web de Turismo de Asturias

Web Desde Asturias

Tours y actividades por Gijón

 

 

¡Comparte con tus amigos y familiares!