Diversión para familias en el Pirineo

A lo largo del año y de la mano de Planeta 40 organizamos numerosas propuestas para familias con niños y pre-adolescentes en diferentes emplazamientos del Pirineo de Huesca.

Programas de turismo activo, para familias individuales y grupos de familias algunos especialmente pensados para familias monoparentales. Rodeados de naturaleza y aire puro, con excursiones y educación medioambiental, expresión libre y juegos como Pyrene y el Valle Encantado.

Otros programas co-diseñados junto a Planeta 40 para familias en ruta son El Secreto del Dragón (Valle de Aragón), Atland y la Montaña Mágica (Sobrarbe-Valle de Ordesa)  Adventureland (Sierra de Guara) o Comando planeta (Valle de Ordesa). En Navidades no te puedes perder En Busca del Yeti (Jaca y Valle de Aragón). Te esperamos!

.

Cosas que ver y hacer en el Sobrarbe con niños

Nuestra #RutaFamilyWelcome de 5 meses recorriendo España y Portugal en autocaravana en busca de algunos de los mejores destinos, atracciones y alojamientos para ir con niños hizo parada y fonda durante una semana de julio en el Sobralbe de Huesca.

Espléndidas vistas del Valle de Pineta (El Sobrarbe)

Espléndidas vistas del Valle de Pineta (El Sobrarbe)

Esta es una comarca aragonesa que nos tiene enamorados y que vinimos a descubrir con nuestros hijos de 2 y 7 años para confirmar que este es un lugar donde las familias con niños podemos encontrar una variedad casi inabarcable de atractivas propuestas.

El Sobrarbe de Huesca, un comarca incomparable

Los amantes de la naturaleza y el turismo rural tenemos aquí un paraíso. Pocas comarcas pueden presumir de albergar nada menos que el mítico Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, tres parques naturales de la categoría del Posets-Madaleta y, el Parque Natural de los Valles Occidentales y más al sur buena parte de la superficie de los Cañones de la Siera de Guara.

Tierra basta de geografía imponente y fotogénicas montañas surcadas por generosos rios donde abundan extensos bosques de robles y encina, el Sobrarbe es una comarca profundamente aragonesa (la fabla es todavía hablada por muchos de sus habitantes) que abriga una gran enorme riqueza etnográfica forjada al abrigo de los Pirineos hundiendo sus raices históricas en una época incluso anterior a la creación del mismo Reino de Aragón.

Marcada durante la segunda mitad del siglo XX por la despoblación y su consiguiente depresión económica así como por la proliferación descontrolada de pantanos, en la actualidad el turismo es la primera fuente de ingresos del Sobrarbe una comarca volcada en ofrecer lo mejor de sus encantos al viajero.

Morillo de Tou, centro de vacaciones familiares

Un ejemplo de como el turismo puede ser una fuerza motora de recuperación de un territorio y de como lo social, lo sostenible y lo lúdico pueden darse la mano es Morillo de Tou, un pueblo en su día abandonado reconstruido por el sindicato CC.OO que desde 1986 hasta hoy se ha convertido en un completo centro de vacaciones y un todo un referente del turismo familiar en el Sobrarbe.

Una de las zonas exteriores de juego en Morillo de Tou

Una de las zonas exteriores de juego en Morillo de Tou

Incluido en nuestra Guia de alojamientos en la naturaleza para disfrutar con niños resultó un acierto elegir Morillo de Tou como centro de operaciones” puesto que además de su marcado carácter Family Welcome se encuentra en un lugar estratégico bien comunicado y céntrico dentro de la comarca. Uno de su puntos fuertes es que su recepción es un verdadero punto de información turística sobre la comarca y su personal, buen conocedor de la zona, de gran ayuda para aconsejarnos según nuestros intereses.

IMG_3945-001.Morillo de Tou jardines

En cuanto a opciones de alojamiento hay variedad para elegir: zona de acampada (donde estuvimos nosotros con nuestra autocaravana) y parcelas para caravanas, albergue, hostal, casas unifamiliares, bungalows y eco-bungalows construidos respetando criterios de bio-construcción.

Lo que hace especial a Morillo de Tou es que no se trata de ninguna tematización que imita lo rural sino que su fisionomía es verdaderamente la de un pueblo impecablemente rehabilitado al que no falta su iglesia, plaza, supermercado, dos parques infantiles y…por supuesto, un bar restaurante con terraza. En Morillo de Tou prima un ambiente entrañable y popular donde conviven familias que llevan veraneando allí años con aquellas otras nuevas que lo descubren cada año.

Morillo de Tou viajar con niños

Tomando uno de esos escasos momentos de paz que nos podemos permitir los papis

Aquí los niños lo tienen muy bien para hacer rápidamente nuevas amistades en las  actividades dirigidas a niños que se organizan diariamente y que en verano son cada mañana, tarde y también noche (no os olvidéis la linterna!). Además diariamente se programan salidas y excursiones gratuitas o con un coste simbólico para todas la familias interesadas. También son frecuentes los espectáculos infantiles tales como títeres o teatro.

Morillo de Tou cuenta con piscina y una biblioteca bien nutrida abierta todo el día de la cual se pueden recibir préstamos. El perímetro de este auténtico pueblo de vacaciones está totalmente cercado y su acceso vigilado lo cual nos da la tranquilidad de poder dejar a los niños campando a sus anchas…más bien la cuestión será tratar de saber dónde se han metido.

Morillo de Tou turismo familiar

IMG_3953-001

Cuando nosotros estuvimos allí se celebraba en el Camping el Festival de Jazz de los Pirineos con acceso gratuito a todas las actuaciones para todos los alojados. Morillo de Tou no solo vive de cara al turista sino que es también un centro de referencia cultural para la comarca.

IMG_3900-001

Nuestro plan diario era casi siempre este: por la mañana desayunábamos con la calma (adaptarse o morir…ya sabéis que ellos no conocen la prisa) para salir luego a conocer lugares durante la jornada regresando por la tarde al alojamiento. El problema, no sé si os suena, era que a veces costaba sacarlos de allí…aunque después como vais a ver el tema era justamente como convencerlos de volver al camping porque en el Sobrarbe hay planes para pasarlo bien para parar un tren…empezando por quedarse todo un día en Morillo de Tou, algo así como tomarse unas vacaciones dentro de unas vacaciones…lo cual tampoco estaba nada mal.

Excursiones para todos en el Sobrarbe

Esta comarca es sencillamente un paraíso para los aficionados a la montaña y el senderismo de todos los niveles. En función del hábito, las ganas y la edad de vuestros hijos (os recomiendo al respecto el imprescindible manual Montañismo con niños y también Pirineos con niños, 34 rutas fáciles).

Entre las excursiones recomendadas que nosotros hicimos está la de la Ruta de las Ermitas una senda circular fácil entre prados de alta montaña de 1 h de duración que os llevará a recorrer varias ermitas románicas partiendo de Tella, un pueblecito esculpido en piedra y losa que parece colgado en el tiempo y que es el más alto de la comarca. La excursión resultó de lo más recomendable, alucinaréis con las impresionantes vistas que se divisan.

 

IMG_3971-001.

Punto culminante de la Ruta de las Ermitas de Tella

En Tella existe una Casa Museo de las Bruja de tres pisos que nos quedamos con las ganas de ver a causa de sus limitados horarios de apertura y de la condición de grupo mínimo para su visita. Una lástima que la administración competente no  ponga más atención y dé más facilidades a este atractivo recurso….al que no pudimos acceder. En Tella también existe un centro de interpretación de Parque en cuyo piso superior alberga una exposición sobre osos.

Paseando por las callejuelas de Tella

Paseando por las callejuelas de Tella

Otra buena recomendación: no os perdáis por nada del mundo la excursión al Cañón de Añisclo, un clásico imprescindible. El itinerario es de carácter circular y puede hacerse completo (5 horas) o acortarse hasta ser de una hora. El sendero cruza el rio Anso para ir hacia Bellós. Tras un mirador se baja y se cruza el rio por un puente para llegar al otro lado hasta el sendero indicado que pasa por la ermita de San Úrbez así como por varios parajes del río de una belleza indescriptible. Para muestra aquí tenéis un botón en forma de dos fotos.

Excursión familiar al Valle de Añisclo, un paraje de una bellaza incomparable en el Sobrarbe de Huesca

Excursión familiar al Valle de Añisclo, un paraje de una bellaza incomparable en el Sobrarbe de Huesca

Excursión familiar al Valle de Añisclo, un paraje de una belleza incomparable en el Sobrarbe de Huesca

Hasta el Cañón del Añisclo llegamos a través de una ruta de precioso recorrido que pasa muy cerca de Vió, un precioso pueblecito encantado colgado en el tiempo donde comimos en Casa Cuadradu un albergue (que antiguamente era bar-restaurante, ahora no) de carácter alternativo que ofrece comida vegetariana y retiros de yoga.

Tras la excursión al Cañón de Añisclo y para llegar hasta la carretera que conduce después al Ainsa, la ruta aún nos recompensa con unos unas vistas espectaculares del Valle de Pineta.

Indicaciones a Casa Cuadradu Viós El Sobrarbe de Huesca

Indicaciones Casa Cuadradu Viós El Sobrarbe de Huesca

Vió

Pocos pueblo más encantadores y auténticos en el Sobrarbe que Vió

No descubrimos nada pero no podemos dejar de mencionarla: otra excursión ultraclásica apta para familias es del Valle de Ordesa por el sendero a las casacadas del Estrecho con una posible variante a la célebre Cascada de la cola de Caballo).

Valle de Pineta

AL AGUA PATOS!

Imposible pasar calor. Si os gustan el agua os vais a enterar pues en el Sobrarbe está recorrido por 2 principales ríos (Ara y rio Cinca) que van a dar a los pantanos de Mediano y el Grado perfectos ambos para la práctica del piragüismo.

Pozas San Martín Boltaña

Como zona de baño nosotros descubrimos las pozas de San Martín a las que se accede tras 3 kms de pista desde Boltaña y quince minutos caminandos. Sol, vistas privilegiadas y aguas cristalinas pobladas con tentadores renacuajos. El esfuerzo valió sobradamente la pena. Otra de las zonas destacadas de baño en la comarca de las que tenemos buenas referencias directas son las pozas de Payarruego situadas a 10 km al norte de Ainsa en la antesala del Valle de Pineta.

Propuestas culturales e inesperados festivales

Tal y como apuntaba más arriba en el mismo camping tenía lugar durante 2 semanas de julio la I edición del Festival de Jazz de los Pirineos que coincidía durante un fin de semana con un delicioso concurso de tapas. Pero es que en la comarca ofrece multitud de propuestas de festivales como son entre otros el Festival Castillo de Ainsa que tiene lugar todos los veranos en Ainsa, Nocte, festival de teatro en Graus o el festival de carácter bianual de Boltaña Pirenostrum Feria Pirenaica de luthiers (constructores de instrumentos tradicionales).

Titiriteros de Binéfar

Otro de los alicientes del que no queremos dejar de hablar es de la Casa de los Títeres y su programación estable de cada verano de la mano de la compañía aragonesa de prestigio internacional Titiriteros de Binéfar. No perdimos la ocasión de acercarnos a Alquézar para ver su obra la Fábula de la Raposa y visitar su exposición de títeres procedentes de los más variados rincones del mundo.

Otro plan con niños que nos recomendaron de buena tinta si bien nosotros no conocimos fué acercarse al pequeño Museo de Juegos tradicionales de Campoo, localidad pertenece a la vecina comarca de la Alta Ribagorza.

Pueblos medievales encantados…y encantadores

Mochilas portabebés  y/o carritos preparados. ¿Estáis listos para motivar a vuestros peques para pasear por pueblos cargados de autenticidad?. Seguro que lo conseguís, si es así estais de suerte porque esta es una comarca a la que su devenir histórico de aislamiento y despoblación ha ayudado a conservar su riqueza arquitectónica. Por nuestra parte os podemos recomendar cuatro pueblos para no perderse además de los ya citados Tella y Viós.

Ainsa es la capital turística y comercial de la comarca se encuentra entre los pueblos medievales amurallados más bellos de toda España. Plaza fuerte del cristianismo durante la Reconquista, centro de mil aconteceres históricos. Imprescindible subir callejeando hasta llegar a su plaza para impregnarse de toda su autenticidad. En Ainsa se encuentra el Museo del  Parque Geológico de los Pirineos.

Boltaña. Capital administrativa de la comarca y para muchos un enclave que guarda la esencia de lo aragonés. Su casco antiguo de Boltaña es uno de los más grandes del Pirineo aragonés y nos invita a un auténtico viaje en el tiempo, al cobijo de sus calles estrechas, plazuelas y casas de piedra centenarias donde descubrimos pequeños tesoros como escudos heráldicos de casas infanzonas. La visita al casco antiguo de Boltaña quedará incompleta, sin subir al mirador del Castillo. Un sendero que parte desde la Plaza Mayor os conducirá hasta el lugar. No lejos de la carretera pasado el rio Ara se encuentra la estupenda área recreativa de Vilabolla con mesas de pic nic y barbacoas.

Torla. Tomad buena nota de este chivatazo. Situado en la inmediata antesala del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.  Torla conserva como pocos lugares sus características chimeneas rematadas con las espantabruxas, unas piedras colocadas a modo  de amuleto que ha de proteger el hogar de unas unas brujas, hechiceras, buenas mujeres curanderas conocedoras de una tradición inmemorial, a contracorriente del poder instituido, mujeres sabias que fueron fieramente perseguidas por el terror inquisitorial, su impronta se conserva con fuerza en este pueblo. A unos pocos kilómetros de Torla tenéis una serie de excursiones que parten del Refugio de Bujaruelo, una albergue con área de acampada anexa que hace las delicias de los campers. Bestial!

Jánovas. Vale  y mucho la pena una excursión a un pueblo cuyos habitantes fueron como en tantos ostros de la comarca obligados a evacuar sus casas ante la inminencia de la inundación de un pantano cuya construcción finalmente se abandonó. Con los años muchos de sus antiguos habitantes han conseguido la reversión de esa expropiación y algunos han reconstruido sus casas como segunda residencia. Cada año Jánovas celebra su fiesta mayor.

Un lugar encantador que nos habla de la historia de despoblación perfecto para introducirnos tanto a nosotros como a nuestros hijos en la senda de pueblos oscenses que está siendo recuperados y dotados de nuevas formas de organización comunitaria como son Aineto o Ibort.

Mucho Sobrarbe para volver

Sobralbe no nos lo acabamos ni en una estancia, ni en dos, ni en tres…aquí solo hemos trazado un bosquejo con algunas recomendaciones para ir con niños. Os podríamos haber hablado de su vanguardista propuesta de turismo geológico, (desde septiembre de 2006, la Comarca de Sobrarbe forma parte de la Red Europea de Geoparques), sus cuidadas rutas de bicicletas BTT  y posibilidades para practicar otros deportes de aventura (espereología, rafting, barranquismo), descubrir restos prehistóricos o conjuntos medievales…pero eso lo dejamos para la próxima, porque seguro que volvemos.

Así pues a modo de conclusión para nosotros el Sobrarbe es un destino dotado de una naturaleza espectacular y un patrimonio histórico y cultural inmenso que hará las delicias de los amantes de la montaña y resulta perfecto para escapar de los rigores de la calor y las masificación de muchas zonas costeras en época de verano.

Por nuestra parte la #RutaFamilyWelcome siguió disfrutando de algunas de las muchas posibilidades que nos brinda el Valle de Tena o disfrutando de deportes de aventura en la Hoya de Huesca y la Sierra de los Cañones del Guara.

+ info sobre el Sobrarbe con niños

Planes en el Valle de Ordesa con niños

Morillo de Tou

Turismo Sobralbe

Turismo Aragón

 

¡Comparte con tus amigos y familiares!