12 planes perfectos para disfrutar el Valle de Hecho con niños

>:/, Destinos/12 planes perfectos para disfrutar el Valle de Hecho con niños

Nos lo habían recomendado y teníamos muchas ganas de conocer El Valle de Hecho con niños. Los Pirineos son siempre una propuesta ideal para cualquier viajero, para cualquier familia. En cualquier época del año nos ofrece un entorno ideal para disfrutar de la naturaleza. Desde la costa atlántica hasta el mediterráneo, son tantos los valles a ambos lados de esta cordillera que, realmente, no hay quien se los acabe!

A la hora de elegir donde escaparse o ir de vacaciones con niños, nosotros preferimos tranquilidad evitando grandes aglomeraciones. Es por ello que optamos por el Valle de Hecho y la Selva de Oza.

En la ruta circular descendiendo desde el Ibón de Acherito

El Valle de Hecho se caracteriza por su tranquilidad y parcial aislamiento. Comparado con otros valles de los Pirineos, es un valle poco poblado y sereno. Puede que esto sea debido a que en él no se han establecidos estaciones de esquí que, inevitablemente, conllevan la instalación de servicios y la construcción de muchas viviendas e infraestructuras.

Los habitantes de este valle han conservado sus tradiciones y su cultura, incluso su propia lengua, el cheso. Si buscáis ofrecerle a vuestra familia un entorno natural de gran belleza, con una fauna y floras características, actividades diversas (esquí de fondo, barranquismo, senderismo, escalada, juegos en altura, etc), en el Valle de Hecho y la Selva de Oza encontraréis muchas opciones para pasarlo muy bien.

La flora de Pirineos en su esplendor (Centaurea sp.)

Tras nuestra estancia allí, queremos destacar también la existencia de elementos culturales únicos como la calzada romana y los monumentos megalíticos que podréis descubrir en vuestras excursiones por los bosques de la zona. En estas montañas del Valle de Hecho pasean a escondidas los osos pardos y, en sus riscos y grandes peñas, anidan los quebrantahuesos y las águilas. Todo el valle pertenece a la Red Natura 2000, red de espacios europeos protegidos por su valor biológico que pretende asegurar la supervivencia a largo plazo de las especies y los tipos de hábitat en Europa, contribuyendo a detener la pérdida de biodiversidad.

Disfrutando de los bosques de la Selva de Oza

Cómo llegar al Valle de Hecho

Desde cualquier punto de España accederéis por la N-240 que en algunos tramos es autopista o autovía (A-21 y E-7). Hay que llegar a Puente de la Reina de Jaca y después tomar la A-176 que asciende por el valle hasta Hecho, Siresa y la Selva de Oza. Si os gustan los paisajes únicos no dudéis en visitar, más al sur, los Mallos de Riglos, unas formaciones geológicas únicas -siguiendo, desde Huesca, la A-132- cerca de Murillo de Gállego.

Los Mallos de Riglos, al norte de Huesca

El Valle de Hecho ofrece posibilidades para todos en cualquier época del año. Esperamos que estos planes os animen a conocer nuestra cordillera más extensa. En este vídeo tenéis un resumen de la experiencia. Con respeto hacia la naturaleza y con la precaución necesaria, la montaña es siempre acogedora.

Torre vigía junto a la calzada romana

En el interior del valle encontramos la Selva de Oza enmarcada entre montañas que alcanzan casi los 2.700 m.s.n.m. Las cumbres más destacadas de la zona son Peña Forca (2.390 m.), Punta Agüerri (2.540 m.), Castillo de Acher (2.384 m.) y Bisaurín, que con sus 2.670 metros es el pico más alto del valle de Hecho. Desde aquí parten numerosas sendas para disfrutar de sus hermosos e increíbles paisajes.

Alojarse en el Valle de Hecho

Camping y caravaning: si prefieres acampar, puedes encontrar diversos campings en el valle. Nosotros optamos por el camping Borda Bisaltico por su ubicación y tranquilidad (también ofrece algunos apartamentos). Si prefieres estar en la Selva de Oza, hay alternativas al final del valle. Si prefieres tener más servicios, te recomendamos acampar cerca de Hecho. Si vas con tu propia furgoneta, encontrarás algunas zonas interesantes junto a la carretera que sube a Aguas Tuertas.

Hoteles: si prefieres alojarte en un hotel o casa rural vas a encontrar diversas alternativas como el Hotel Montaña Usón (para presupuestos altos) con una excelente ubicación, el Hotel Castillo D’Acher (presupuestos medios) ubicado en Siresa y el Hostel Albergue Siresa (presupuestos medios-bajos) que ofrece buenos servicios para grupos.

Intercambio de casa: si eres de los que les gusta el intercambio de casa y has optado por el turismo colaborativo, en esta zona de los Pirineos vas a encontrar diversas opciones. Tanto en Huesca como en los valles franceses hay muchas familias que intercambian su casa.

Planes en el Valle de Hecho con niños

1. Subir al Ibón de Acherito y buscar marmotas en el valle

Son muchas las excursiones que podéis hacer en este valle pero no todas son asequibles para cualquier paseante. Los Pirineos son exigentes y hay que tener precaución.

Otra bonita excursión del Valle de Hecho con niños es el sendero que sube hasta el Ibón de Acherito. Os recomendamos comenzar pronto pues el sol es implacable -sobre todo en verano- y el primer tramo tiene una subida continua y fuerte. Es un sendero para familias habituadas a caminar. Son unos 8 km con un desnivel de 640 m. Se puede hacer la vuelta por el mismo sendero utilizado a la ida o, si os apetece caminar más, dar la vuelta por el valle vecino en un descenso más suave que supone 3 km más y que os ofrecerá disfrutar de las marmotas y los corzos. Además se atraviesa una zona de pozas en la que bañaros tranquilamente. Otra ruta interesante es la subida al Ibón de Estanés desde el aparacamiento de Aguastuertas.

Ibón de Acherito, al fondo, la frontera con Francia

2. Disfrutar en familia de las tirolinas y juegos de equilibrio

En el Bosque de Oza encontrarás diversas zonas de tirolinas y juegos de equilibrio. En nuestro caso acudimos en un par de ocasiones al circuito de Val d’Echo Activa y lo pasamos genial. Hay dos niveles de tirolina que se organizan en función de la estatura y la edad del niño (hasta 5 años y a partir de 5 años). Antes de entrar un monitor – son muy amables – os dará las instrucciones básicas para usar los elementos de seguridad en los juegos y tirolinas. Existen 8 circuitos de nivel creciente: cucuto, saltapericos, alforrocho, tritón, fuina, rabosa, esquiruelo y paniquesa. A las cuatro últimas pueden acceder niños de 9 años y también adultos.

Recibiendo instrucciones antes de empezar los circuitos de tirolinas

3. Hacer senderismo por una calzada romana milenaria

La antigua calzada romana recorre el Valle de Hecho y comunicaba la Península Ibérica con la Galia. En este enlace podéis ver el recorrido en detalle que permite caminar entre bosques caducifolios de gran belleza y disfrutar de vistas espectaculares sobre el río y las paredes verticales de priedra caliza. Esta calzada es ideal para caminar en familia con niños pequeños porque la pendiente es suave y nada exigente. La calzada corta la carretera en varios puntos por lo que se pueden hacer varios tramos en función de vuestra preparación física y la de los niños. Encontraréis además las ruínas de una antigua torre defensiva que es un lugar ideal para descansar.

Ascenso por la antigua calzada romana hacia la Selva de Oza

4. Descender haciendo barranquismo por el río Aragón Subordán

Para familias con niños mayores con ganas de actividades acuáticas, descender el Barranco de la Boca del Infierno os encantará. Hay que tener en cuenta que el agua del deshielo viene fría pero con los trajes de neopreno y toda la energía que supone este tipo de actividades, disfrutaréis muchísimo. Hay varias empresas que ofrecen estos servicios que podéis contactar en los campings de la zona, en la Selva de Oza y en los pueblos del valle.

5. Disfrutar de los caballos, las vacas y los burros que pastan en el Valle de Aguastuertas

Un paseo tranquilo, una merienda y la felicidad de ver a nuestros jugar tranquilos en este escenario magnífico. Si es esto lo que os apetecem el Valle de Aguastuertas os encantará porque, además, hay caballos y vacas pastando libremente que les encantarán. Subiendo desde la Selva Oza, la pista os llevará por este itinerario. Podéis aparcar en diversos puntos y caminar después disfrutando del entorno. Con suerte podréis observar buitres leonados, águilas reales, quebrantahuesos, chovas piquirrojas y mirlos acuáticos, entre otras especies de aves características.

Algunas plantas, aunque hermosas, son tóxicas (Digitalis purpurea L.)

6. Si tus hijos tienen entre 8 y 16 años pueden participar en un campamento de verano

¿Tienes que trabajar en verano pero te apetece ofrecerle a tus hijos la oportunidad de conocer los Pirineos? Pues en la Selva de Oza se organizan campamentos de verano para niños. Actividades en la montaña, juegos diversos, desarrollar su capacidad de cooperación, autonomía y responsabilidad. Sus muchas las razones por las que participar en un campamento de verano puede ser una gran opción.  Por ejemplo Val d’Echo Activa  y Ecoaventura Pirineos organizan este tipo de campamentos.

En los campamentos de verano se plantean múltiples actividades

7. Escalar en alguna de las vías ferrata del valle

La vía Ferrata Articaliena es una vía sencilla para hacer con los más peques si os gusta este tipo de actividad y ya habéis practicado. Recordad que siempre hay que llevar el equipo adecuado y cumplir la normativa establecida.  Para llegar hay que subir hasta la Selva de Oza, pasar la zona de campings y restaurante y subir hacia el parking que da acceso a la senda del Ibón de Acherito. Encontraréis una indicación junto a un amplio párking a vuestra izquierda donde suele haber furgonetas y algunas autocaravanas. Estaréis justo a la orilla del río Aragón Subordán. La pared de ascenso en la que está la vía está justo al lado.

Centro de interpretación y restaurante en la carretera de acceso a la Selva de Oza

8. Visitar los dólmenes escondidos en el valle 

En el sencillo pero interesante Centro de Interpretación del Megalitismo podréis saber donde se encuentran estos antiguos monumentos funerarios. Destaca la Corona de los Muertos, un gran yacimiento con unos 120 crómlenchs – monumentos de piedra de origen megalítico, también llamdos dólmenes, que se introducen en el suelo siguiendo un diseño circular o elíptico – de los que se han excavado 6. El recorrido de la Corona de los Muertos se sitúa a 4 km del centro de interpretació. Consiste en un recorrido de unos 500 m y puede hacerse en 30 minutos El Centro de Interpretación es, además, es un lugar perfecto para comer uno de sus menús y platos combinados.

La Ruta Megalítica del Valle de Hecho

9. Conocer la cultura del valle a través de sus museos

Las particularidades culturales de este valle podéis conocerlas visitando algunos museos ubicados en los pueblos de Hecho y Siresa. Recorriéndolos, podéis descubrir mejor la historia de este rincón del pirineo oscense, sus tradiciones y, también, el arte más vanguardista. El Museo de Escultura Contemporánea en el Aire Libre, el Museo Etnológico Casa Mazo y el Museo Lo Furno en Siresa. Pequeños espacios en los que se recogen detalles particulares que podréis aprender en familia.

10. Bañarte en río Aragón Subordán y sus afluentes

En el valle hay diversas zonas para remojaros y jugar en los rápidos, contemplar los rápidos y disfrutar en las pequeñas piscinas accesibles para todos. En algunos puntos hay aparcamientos en los que dejar vuestro vehículo y, a pocos pasos, os encontraréis con el río Aragón Subordán. En verano, no lleva demasiada agua pero debési tener precaución igualmente. En primavera, mucho más cuidado pues los caudales aumentan significativamente.

Incluso en agosto, nos encontramos solos en los valles más tranquilos y menos transitados

11. Admirar la paleta de colores que llenan al valle en otoño

Cuando llega septiembre, los hayedos y robledales empiezan a cambiar de color. Los bosques caducifolios detectan el descenso en el nivel de luminosidad y se preparan para recibir el invierno. Los árboles reabsorben gran marte de los nutrientes que han acumulado en sus hojas desde la primavera y, en este proceso, el verde intenso de la clorofila da paso a los rojos, marrones, ocres, amarillos y naranjas que tanto nos cautivan. A finales de septiembre y principios de octubre es el momento perfecto para disfrutar del otoño en la Selva de Oza: planifica tu escapada si no quieres que se te escape.

http://www.selvaoza.com/fotos.html

12. Hacer paseos en invierno con raquetas y practicar esquí de fondo

En el Valle de Hecho hay diversos itinerarios habilitados para caminar con raquetas de nieve. Encontrarás recorridos de esquí de fondo en el bosque de Espata, en Guarrinza y cerca del refugio de Gabardito. Recorridos cortos y sencillos o travesías de varios días en un entorno espectacular que os permitirán disfrutar de los macizos de Agüerri y Peñaforca.

http://www.selvaoza.com/fotos.html

¡Comparte con tus amigos y familiares!
By | 2017-10-17T21:53:49+00:00 17 / Oct / 2017|Categories: Consejos, Destinos|Tags: , , |Sin comentarios

About the Author:

Miryam Fabregat
Vivir el viaje de la vida con calma es mi principal objetivo e intento aprender a hacerlo cada día, pero son tantos los deseos, las tareas pendientes y las ilusiones que difícilmente consigo ese sosiego anhelado. Madre de dos niños, compañera de Pau, amiga, madre, hija, profesora de biología en un instituto público de enseñanza secundaria y soñadora. Sueño con poder viajar sin rumbo fijo, sueño por otro modelo educativo, sueño con una sociedad más justa y más respetuosa con nuestra Madre Tierra. Deseo comunicar mis vivencias y participar en todos aquellos proyectos que nos ayudan a confiar más en los otros y en nosotros mismos.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies