Tras leer esta entrada entenderéis porqué estamos deseando repetir nuestra escapada a Estambul con niños. Ciudad de las especies y de las mil mezquitas, una joya para cualquier viajero que se precie entre Asia y Europa, dos continentes que se contemplan unidos por el Estrecho del Bosboro.

Todo un símbolo del cruce y la convivencia de culturas y religiones. Así es la Europa que nos gusta, orgullosa de sus raíces y cosmopolita a un tiempo y así es Estambul y por eso la consideramos una de las escapadas imprescindibles con niños por el continente europeo.

Mítica Constantinopla. Urbe capital romana por más de mil años, bizantina. Después otomana y musulmana. Hoy la gran Estambul es una vibrante, abierta y moderna metrópolis de 15 millones de habitantes, la más poblada de Europa lo cual lo que no es obstáculo para que siga enamorando. Repleta de mil rincones para descubrir y perderse. Sus gentes nos parecieron tranquilas y hospilalarias y nos sentimos seguros y acogidos en todo momento.

Gran Bazar Estambul

Estambul Turquía

Color y sabor! Estambul resulta perfecta para viajar en cualquier momento del año, especialmente en los meses de primavera y otoño por su un clima más moderado y menos colas. Entre los mayores argumentos para visitar la ciudad resulta muy de agradecer lo asequible de sus precios en el contexto de los últimos años donde la lira se ha depreciado bastante respecto del euro.

La siguiente entrada está basada en nuestra propia escapada de tres días de un mes de septiembre. Encontrarás un mapa con todos los lugares de los que hablamos más abajo.

Como llegar y moverse por Estambul con niños

Para organizar vuestra escapada puedes consultar y comparar vuelos a Estambul en este enlace.

El principal y más moderno de Estambul y toda Turquía es el Aeropuerto Internacional de Estambul (ISL). Inagurado en 2018 se encuentra ubicado a 35 kilómetros al norte de la ciudad, en el distrito europeo de Arnavutköy.

Aeropuerto Estambul

Este aeropuerto tiene conexiones de autobús y metro con el centro de ciudad aunque si vais muy cargados, con niños o llegáis a ciertas horas lo recomendable por su rapidez y comodidad es reservar un servicio de traslado privado.

El segundo aeropuerto de la capital turca es el Sabiha Gökçen (SAW), situado en el lado asiático de la de Estambul a unos considerables 45 kilómetros del centro. Desde él operan algunas compañías aéreas low cost como la catalana vueling. En este caso la conexión en bus es muy deficiente. La compañía Havas conecta con bus directo Sabiha Gökçen con la plaza Taksim cada 30 minutos, el tiempo de trayecto es de algo más de 1 h. Merece pues la pena considerar la opción de traslado privado en taxi con reserva previa, así lo hicimos nosotros.

Una vez en la ciudad muchos de los atractivos turísticos como veremos son céntricos y se pueden cubrir caminando. Para recorer mayores distancias con la red de transporte público siempre son preferibles los tranvías a los buses por su mayor rapidez. Los niños hasta 6 años viajan gratis.

Para los que viajais con bebés o niños pequeños en la mayoría de las visitas será mejor optar por una mochila portabebés en vez de un carrito.

1. Visitar los imperdibles de su centro histórico

Santa Sofia – Hagia Sophia

Santa Sofía es uno de los monumentos y museos más visitados de Estambul y toda Europa. También llamada Hagia Sophia, su construcción data entre los años 532 y 537 bajo el mandato del emperador romano Justiniano es una de las obras cumbres del arte bizantino. Antigua iglesia cristiana ortodoxa y museo, es considerada todo un prodigio arquitectónico y octava maravilla del mundo.

Santa Sofía Estambul

Estambul con niños

Recientemente fue reclasificada por el gobierno turco como mezquita de culto lo que ha implicado por una parte la gratuidad de la visita y por la otra que en determinados momentos del día o la semana el templo sea de uso exclusivo para los fieles musulmanes. Asímismo se han tapado algunas imágenes y no se permite acceder al primer piso. Asímismo debe observarse el código de vestimenta propio de las mezquitas.

Santa Sofia Estambul

Impresionantes vistas aereas de Santa Sofia – Hagia Sophia

Cualquiera de las fotos que podamos ver de Hagia Sophia no le hacen suficiente justicia. Es tal su belleza y su significación histórica y la energía que se siente en su interior que la visita sigue valiendo absolutamente la pena. Los niños de una cierta edad alucinarán por la grandeza y el ambiente de autenticidad que se respira.

Mezquita azul

Magnificente aunque algo menor en tamaño que Santa Sofia la Mezquita Azul es templo musulmán más célebre de Estambul y, merced a sus estilizados seis grandes minaretes, uno otro de los edificios imprescindibles que definen la skyline de la ciudad.

Al acceder en la Mezquita Azul se comprende la razón de su nombre pues en él nos esperan sus más de 20.000 azulejos azulados que adornan tanto su cúpula como la parte superior de la mezquita. La especial iluminación de la mezquita se debe a sus más de 200 vidrieras y lámparas de araña que cuelgan del techo.

Como templo de culto musulmán la entrada es gratuita. No olvidéis llevar la ropa apropiada: hombros cubiertos y  cabello para las mujeres y vestido o pantalón tapando las rodillas. En caso contrario en la entrada os dejarán todo lo que necesitéis para entrar. Durante las horas de culto la mezquita está cerrada al turismo. Tened en cuenta que según los días o horas del año al igual que Hagia Sophia las colas son considerables así que venid concienciados para ello.

La Basílica Cisterna

A menos de 5 minutos caminando de la Mezquita azul se encuentra la Básílica Cisterna que fue construida entre los años 527-565 en tiempos de Justiniano. También conocida con el sugerente nombre del palacio sumergido no es la única pero sí la principal y más turística de Estambul.

La llamada en turco Yerebatan Sarnıcı tiene unas dimensiones de 150 por 75 metros y se calcula que podía almacenar hasta 100.000 metros cúbicos de agua. Con sus 336 columnas de 9 metros de altura el paseo turístico se realiza por unas pasarelas que van por encima del agua.

La Basílica Cisterna es un remanso de paz en medio del ajetreo de Estambul, algo así como un mundo secreto y encantadado subterráneo. Si bien es una visita imprescindible nosotros decidimos no hacerla esperando el momento en que acaben sus eternas obras de reforma y recupere su agua ya que según nos dijeron sin ella no tiene la misma magia.

.

Palacio de Topkapi

Apenas a 1o minutos caminando desde la Basílica Cisterna se encuentra otro de los platos fuertes del que podréis disfrutar en Estambul con niños por ser un lugar  perfecto donde podrán dejar rienda a su imaginación. Situado también muy cerca de los tres atractivos ya comentados el Palacio Topkapi es la mejor reflejo de la época imperial de Estambul representando el gran poder que alcanzó Constantinopla como sede del Imperio Otomano. Para planear la visita tened en cuenta que dadas sus grandes dimensiones este gran palacio puede dar para toda una mañana y hasta casi un día completo. Puedes reservar aquí tus entradas sin colas.

De entre las múltiples areas que tiene el palacio, una de las más famosas es el Tesoro que incluye  algunos de las joyas más valiosas del mundo, como el Gran Diamante (un diamante de 88 quilates! que perteneció a la madre del mismo Napoleón), La célebre Daga Imperial (el arma más cara del mundo, construido en oro y esmeraldas) y una gran colección de Esmeraldas.

Donde las mil y una noches hecha realidad. El harén de Topkapi era el lugar donde residía el Sultán, su familia y un conjunto de entre 500 y 800 mujeres de alto nivel cultural. Puedes sacarle todo el partido a la visita al Palacio Topkapi reservando este tour gratuito en español.

Junto al Palacio Topkapi se encuentra el Parque Gülhane de acceso gratuito que es ideal para descansar, refrescarse y que los niños pueden jugar y corretrar. Cuenta con multitud de precisos jardines siendo también un buen lugar donde contemplar la vida cotiadiana de los estanbuleses.

Tour gratuito en español

Para hacer un recorrido guiado a pie de dos horas por los secretos que esconden los impresincibles del centro historico de Estambul os recomendamos este tour gratuito en español.

2. Perderse en sus bazares

En el céntrico distrito de Fatih, entre las mezquitas de Beyazit y Nuruosmaniy (parada de tranvia T1 Beyazit-Kapali Çarsi) os espera el Gran Bazar. Algo así como una pequeña ciudad dentro de Estambul en la que trabajan más de 10.000 personas con restaurantes, bancos, cajeros y oficina de correos incluidos.

Estambul con niños

El Gran Bazar es un inmenso laberinto de calles cubiertas o galerías con 22 puertas de acceso. En ellas os esperan miles de puestos de exposición y venta originalmente agrupados en gremios. Lámparas, alfombras, ornamentos, antiguedades, pipas, jabones y perfumes, souvenirs como los típicos colgantes con el ojo turco, el tradicional kilim o cuencos de cerámica con los mevlevi  (bailarines turcos conocidos por sus danzas giratorias), ropa, oro y joyas…¿hay algo que no se pueda encontrar aquí?.

Toda una institución y parte esencial de Estambul.  Aunque las compras no sean la prioridad de vuestro viaje resulta de lo más recomendable pasarse por uno de los zocos más antiguos y todavía hoy en día la mayor superficie comercial cubierta del mundo. Historia viva donde perderse, no podréis aceptar todas las invitaciones para a tomar té y es casi imposible regatear el regateo, todo un arte.

Gran Bazar Estambul

Aquí el turista inexperto y dubitativo es una especie de lo más valorada entre los avispados vendedores multilingües que de forma parecida a Marruecos, se expresan en español con increible desparpajo y no poca gracia. Una experiencia para toda la familia, ¿estais preparados?

El bazar de las especies

A tan solo 15 minutos caminando del Gran Bazar, situada en el barrio de Eminönü, se encuentra su hermano pequeño: el Bazar de las Especias. También llamado Bazar Egipcio (Mısır Çarşısı) es más coqueto, tan o más precioso y al menos tan antiguo como su hermano mayor ya que su existencia se remonta a la ruta de las especies, SXIII.

Bazar especies Estambul

Como su nombre indica es uno de los lugares más turísticos de la ciudad para comprar especias, tés, dulces, jabones, café turco o frutos secos. Fuera del edifico en las calles adyacentes se encuentran tiendas de todo tipo muy concurridas por los locales y por tanto con precios en general mucho más razonables.

.

3. Vistar la gran Mezquita de Soleimán el Magnífico

Si queréis salir un poco del bullicio del centro buscando una de las mejores vistas y atracciones históricas más auténticas en Estambul con niños entonces podéis dar un paseo hasta la colina donde se encuentra la mezquita de Soleimán el Magnífico, la segunda en tamaño de la ciudad tras Santa Sofia.

Mezquita Estambul en familia

Rodeada de tranquilos jardines y murallas desde la que se contemplan una de las mejores vistas sobre el estrecho del Bósforo este inmensa y bella mezquita se caracteriza por su domo principal de 53 metros de alto y 27 de diámetro sostenido por cuatro grandes columnas. La gran cúpula principal está rodeada por varias semi-cúpulas y ventanas. El interior está ornamentado con los tradicionales azulejos de Iznik contrastando com el mimbar y el mihrab que son de mármol blanco.

Magnífica y austera a la vez, la Mezquita de Soleimán, al ser un lugar de culto la entrada es gratuita. Ver a los fieles y oradores sobre su gran alfombra le otorga al lugar un aura de misticismo. Una visita que hizo nuestras delicias. Recordad acudir con la vestimenta apropiada.

Mezquita Soleiman Estambul con niños

Sic transit gloria mundi. Además de contenplar las vistas sobre el río Bosforo que ya os hemos comentado la mezquita se puede combinar con la visita gratuita al cercano y precioso mausoleo con la tumba del Sultán Solimán junto a su esposa Hürrem. Un conjunto arquitectónico maravilloso y para comer bien como hacerlo en el cercano café restaurante Mihrisah.

4. Contemplar Estambul navegando por el Bósforo

Junto a ciudades como Budapest, Amsterdam, Oporto o París. De pocos lugares puede decirse que tenga tanto sentido hacer un curcero para contemplarla desde un barco como Estambul.

Crucero Estambul

Todo un regalo para el alma contemplar el anochecer sobre Estambul surcando el estrecho del Bósforo, verdaderamente una experiencia para no perderse. Al menos nosotros la vamos a recordar siempre.

Acompañados por un guía de habla hispana durante el crucero que remonta hsta el Cuerno de Oro se disfruta de las vistas al skyline de la ciudad, la orilla asiática, la magestuosa mezquita de Ortaköy, palacios de ensueño como el de Dolmabahçe, enormes mansiones, sofisticados restaurantes y celebraciones, la antigua Torre de la Doncella o colosales puentes iluminados como el del Bósforo. Debido a la gran demanda os recomendamos reservar con antelación el crucero sobre el Bósforo.

5. Recorrer Beyoglu y la calle Istikal

Si os podéis dar este lujo gratuito os recomendamos atravesar el Puente de Galata para llegar contemplando tanto a los pescadores locales como a los barcos surcan el Cuerno de Oro. Nosotros hasta tuvimos la suerte de contemplar delfines (!) desde el nivel inferior del puente que también es transitable y está llena de restaurantes nastante frecuentados por los turistas.

Estambul con niños Torre de Galata

Una vez llegados al barrio de Karakoy la bella Torre de Galata aparece como una de los símbolos de la ciudad y subir a ella para contemplar las vistas que se dominan desde allí una de los must so para muchos turistas. A nosotros en nuestra visita nos dió pereza hacer la cola y contemplamos la bella torre desde su base dedicándonos luego a pasear por este barrio encantador lleno de cajejuelas.

Los gatos forman parte de la vida social de Estambul. Toman el té, hacen la sobremesa después de la comida en el restaurante, van a la Mezquita. Se considera que tienen incluso más derechos que cualquier bípedo ya sea vecino o turista. A ellos se les permite tomar prestado pescado en el mercado, broncearse encima del capot de cualquier coche, ocupar las sillas del restaurante sin consumir o entrar gratis a cualquier museo. Por algo los gatos son los sultanes y verdaderos dueños de la calles de Estambul.

Como en tantos lugares de cultura musulmana en Estambul los gatos son cosiderados como el mejor remedio anti-plagas. No hay mejor tratamiento para el estres que hacerte amigo de uno y ellos suelen estar encantados de que los acaricien, especialmente, criaturas sensitivas como los niños. Para mi hija, entre los mejores recuerdos de Estambul permanecerán esos encuentros casuales con estos misteriosos felinos

Beyoğlu Estambul con niños

Estambul niños gatos

Caminando hacia el norte desembocamos en la Istikal Caddesi es un larga avenida comercial, la más moderna y bulliciosa de Estambul repleta por igual tanto de modernas y conocidas franquicias de ropa y complementos como de tiendas de delicias turcas ya sean baklavas o heladerías con el famoso espectáculo incluido que se marcan sus vendedores que provocará tanta sorpresa como las risas de toda la familia. Todo a precios de lo más competitivos para los bolsillos europeos dada la constante depreciación de la lira turca en los últimos años.

Calle Istikal Estambul shopping

Escapal Estambul Istikal

Istikal Caddesi Estambul shopping

Una de las cosas más bonitas para hacer en esta calle es recorrerla a bordo de su famoso tranvía histórico que le da a esta artería vital de la ciudad un aire súper pintoresco.

Más allá avanzando se llega al Monumento a la República dedicado a la figura del fundador del estado moderno de Turquia, Atatürk. El monumento que se encuentra en el centro de la mediática plaza Taksim, el corazón de la Estambul más moderna donde tienen lugar tanto manifestaciones como grandes conciertos.

6. Darse un respiro contemplando Estambul

Cambio de tercio. Salimos del bullicio y nos movemos a una de los lugares más hermosos y recomendables para tomar algo al que acuden tanto parejas como familias locales y desde el que se contemplan una de las vistas más impresionantes de Estambul.

Estambul Cafe Pierre Loti

 

Nos referimos al muy instagrámico Café Pierre Loti situado sobre la colina del cementerio de Eyüp. Un lugar inspirador tanto para artistas como para viajeros que cuenta con una gran terraza acogedora y de estilo turco donde los camareros van uniformados al estilo clásico. Abierto desde las nueve de la mañana hasta las doce de la noche, cualquier hora del día es adecuada para acudir a este lugar y tomarse un aromático té o un auténtico café turco siendo seguramente el atardecer el momento más especial.

Teleférico Estambul

Cage Pierre Loti Istambul

Además de en taxi para llegar al Café Pierre Loti se puede tomar el autobús 99A. Desde la parada se puede subir caminando en 20 m o bien tomar los teleféricos que remontan hasta la colina y que nos llevarán por apenas 2 liras hasta la colina con mirador donde se asient el Pierre Loti Café. La combinación de la terraza con el teleférico es toda otra apuesta ganadora em Estambul con niños.

7. Sentirse como Gulliver en el Miniaturk

El Miniaturk es un plan familiar ideal tanto para salir de la parte más bulliciosa de la ciudad como para despertar de manera divertida el interés de los peques tanto por Estambul y toda Turquía.

Se encuentra localizado en el barrio de Sütlüce, en la costa noreste del Cuerno de Oro. Con la ayuda de nuestra imaginación en este parque temático de micro-arquitectura podemos emprendrer un viaje espacio-temporal, mientras paseamos descubriendo las construcciones y monumentos naturales más importantes de Turquía a escala reducida, detallada y accesible. Algo de lo más motivante también para apreder sobre la huella de las diferentes civilizaciones que han pasado por aquí.

Miniaturk Estambul

Vistas del Miniaturk. Foto: Wikimedia Commons

Considerado como el mayor parque del mundo en su género el Miniaturk ocupa una area de 62.000 metros cuadrados con jardines, espacios verdes, piscinas, parking y áreas sombreadas, algo muy de agradecer en verano. También existe un enorme anfiteatro para 400 personas, parque infantil  de juegos, un laberinto de ajedrez y restaurante-cafetería con especialidades turcas.

Nos vais a matar. Aunque nos alejamos muy cerca no visitamos el Miniturk (!). Tal vez porque mi hija ya no es tan niña pero lo cierto es que para los más peques de la casa esta puede ser una de las experiencias más divertidas en Estambul con niños.

Büyükşehir Belediyesi Istambul

Parque y divertido playground en Büyükşehir Belediyesi

En las cercanías del Miniaturk se encuentra el Büyükşehir Belediyesi uno de los más modernos y cuidados parques de juego con playgrounds de Estambul. Te lo dejamos también señalado en el mapa.

8. Comer y beber…delicias turcas!

La comida no será ningún problema en Estambul con niños pues este es uno de aquellos destinos que sobresalientes en cuanto a su gastronomía accesible tanto en sus restaurantes como en versión street food. Si a ello le sumamos sus precios la cominación es perfecta. Sabrosa y colorida. Mediterránea, refinada, popular, oriental, variada..y muy rica. Lo tiene todo oiga! Digna de una ciudad con un pie entre dos continentes. La cocina turca es una de las más deliciosas del mundo.

Cocina Turca Estambul

Baklavas Estambul

En cuanto a las infusiones sus populares tés son toda una delicia, así como el auténtico café turco. Conviene recordar que recordar que los turcos disfrutaron del café com una influencia árabe mucho antes que los europeos empezaran a descubrirlos en los primeros cafés de Viena, Budapest, Venecia o Londres.

No perderos el desayuo turco o kahvalti, tan completo como  exquisito. Hay varias versiones, pero la mayoría consisten en pan aplanado recién horneado, miel, crema, queso y conservas (mermelada de rosas y mermelada de higos) así como vegetales como pimientos verdes, tomates o pepinos.

Estambul familias

También increible la gran variedad de quesos frescos y yogures. Los niños disfrutarán especialmente de las preparaciones de pan y queso como gozleme (tortitas turcas rellenas de ingredientes salados), pide (una especie de pizza turca recién hecha en un horno de leña); los lahmacun (otra versión turca de la pizza); el simit (pan en forma de anillo cubierto con semillas de sésamo de influencia centroeuropea) el kumpir (papa al horno rellena con una variedad de rellenos), los populares bocadillos de caballa balik ekmek y, por supuesto, una increible variedad de auténticos kebabs o pinchos de pinchos asados de diferentes carne o pescado de estilo turco.

Te los dejamos todos situados en el mapa que escontrarás más abajo. Algunas recomendaciones de algunos de los mejores lugares de Estambul para comer y beber son:

Para desayunar, hacer la sobremesa o merendar, el Grande Vezir Café, una pastelería que lo tiene todo. Está situado a apenas 10 minutos de la Mesquita Azum y Santa Sofia. Cuenta con excelente servicio varias plantas y una terraza panorámica. Su variedad de baklavas, tes y bebidas es sencillamante increible.

Terraza Grande Cafe Estambul

Vistas desde la Terraza del Grande Grand Vezir Cafe Estambul

Muy cerca de la Mesquita de Soleiman el Café restaurante Mihrisah es un descubrimiento para iniciados donde podréis comer bien y con las vistas de una terraza de escándalo.

Situado en Karakoy muy cerca del Puente de Galata el Café Gulluoglu es un auténtico paraiso de las baklavas y los tes en Estambul.

Estambul comida en familia

Tienda y restaurante Namli Gurme (Karakoy, Estambul)

Sencillamanete delicioso. En Karakoy a poco metros se encuentra uno de los mejores lugares donde comer en Estambul como es el sensacional Namli Gurme que combina tienda de productos frescos y de proximidad con un restaurante donde poder degustarlos.

9. Sumergirse en las profundidades del mar

En Estambul existen dos acuarios principales. El primero es Instambul SEA Life (antiguamente llamado TurkuaZoo) donde destaca su tunel submarino de 83 m de largo, area de juegos, espectáculos de buceo y acoge al número de tiburones más grande de Europa en su área Shark Kingdom. El acuario es también un centro de investigación y conservación marina y está situado en el centro comercial Forum cuya visita se puede combinar con un precio especial con el Legoland Discovery o el museo de cera de Estambul Madam Tuassauds que también puede ser otro divertido plan en familia.
.
Instambul SEA Life

Gran tanque del Istambul SEA Life, uno de los oceanários más grandes de Europa

El İstanbul Akvaryum es el segundo oceanario en tamaño de Estambul donde destaca su selva tropical amazónica de mil metros cuadrados donde viven pirañas y caimanes. Recrea través de 64 tanques de 16 áreas temáticas que van desde el Mar Negro hasta el Océano Pacífico muestrando 17.000 animales de más de 1.500 especies. Su cine 5D con simulador de huracán es uno de sus mayores reclamos.
.

10. Jugar sin parar

Visitada por multitud de familias locales el LEGOLAND Discovery Center es una excelente zona de entretenimiento y educación para niños. Localizada desde 2017 al igual que el Istambul SEA Life en el centro comercial Forum en el distrito de Bayrampasa de Estambul.

Se trata de un centro de entretenimiento indoor donde familias con niños desde los 3 a 10 años gozan con su creatividad. El centro cuenta con un mini-tierra LEGO, LEGO 4D Cinema, Kingdom Adventure Game, LEGO building expert y una LEGO tienda y cafe.. Abierto de Lunes a Domingo. El ticket de entrada cuesta 1o0 TL

Mapa de planes en Estambul con niños

Entradas y visitas guiadas – Estambul con niños

 

+ info Estambul con niños

Visit Instambul

 

¡Comparte con tus amigos y familiares!