Si estás pensando en viajar a Malta con niños aquí encontrarás buena información y planes para no perderte esta isla, auténtico tesoro del Mediterráneo. Basada en nuestra propia escapada en familia -un mano a mano viajero padre-hijo- esta completa entrada pretende ser tan útil como inspiradora. Además más abajo encontrarás un mapa con todos los planes localizados.

Malta en familia

Malta con niños

A escasas dos horas de vuelo de España, situada entre Sicilia y Libia, la pequeña Malta (y archipiélago del mismo nombre que incluye la Isla de Gozo y Comino) es un estado soberano miembro de la UE desde 2004 lleno de historia y un destino turístico on fire. Precisamente como en tantos casos el mayor reto de Malta  para los próximos años será no morir de éxito pues su continuo crecimiento en un territorio pequeño con recursos tan limitados es insostenible.

Cosas que ver y hacer en Malta con niños

  1. Recorrer una de las capitales más bellas de Europa

Sin duda. Estamos hablando de la Valletta, una ciudad tan sugerente como su nombre Construida por los Caballeros de San Juan tras el Gran Sitio sufrido y milagrosamente resistido contra el intento de ocupación otomana de 1565 bajo las órdenes del Gran Mestre francés Jean Parisot de Vallette a quien el nombre de la ciudad rinde homenaje.

Malta con niños 

Sencillamanete no puede estar ausente de ningún listado de recomendaciones de Malta con niños que se precie. La visita a la capital da para una intensa mañana y hasta un día completo y es todo un must see imprescindible de Malta para toda la familia.

Es una capital bonita a no poder más, de bolsillo (tiene 1 km de largo por 600m de ancho) casi enteramente peatonal donde, eso sí, hay bastantes desniveles; así que no os olvidéis el cochecito o las mochila, o mejor los dos.

Pasear por sus trazado fortificado es toda una inmersión en la Historia por una ciudad on fire y cada vez más espléndida (al menos para el turismo) declarada capital cultural de Europa 2018. Además de las recomendaciones generales como la visita a la impresionante Catedral de St John’s para disfrutar en La Valletta con niños recomiendo;

El Espectáculo de recreación de In Guardia una super colorido desfile tiene lugar casi todos los Domingos por la mañana a las 11:30 recreando un acontecimiento histórico como era la inspección de la guarnición formada por 50 soldados vestidos con pompa.

El desfile (de pago) dura unos 50 minutos y los mayores flipan con él casi tanto como los niños. Se celebra normalmente en Fort St. Elmo de la Valletta aunque ocasionalmente también en Fort St. Angelo (Vittoriosa). Lo mejor es que os paséis a confirmarlo en la Oficina de Turismo de la Valletta (cerrada los domingos)

.
Los desfiles In Guardia son recreaciones de un acontecimiento histórico auténtico, la inspección habitual del fuerte y de la guarnición por el Gran Alguacil de la Orden de los Caballeros de San Juan a cargo de los asuntos militares. Durante la recreación, la guarnición del fuerte (unos 50 soldados) va vestida con toda su pompa, mostrando típicas maniobras, vestidos y armas de la época. El espectáculo tiene lugar casi todos los domingos del año, y tiene una duración de alrededor de 45 minutos.
.
En los Upper Barakka Gardens podréis gozar de buenas vistas así de tal vez el único lugar con un poco de verde de la capital. Desde allí cada día a las 12:00 y a las 16:00 se celebra la ceremonia militar del saludo de batería un cañonazo incluido siguiendo la tradición más estrictamente británica.
Malta con niños
.
Dos propuestas de documentales divertidos a tener muy en cuenta en la capital de Malta con niños más grandecitos de 7 años. Malta en 5D un una película de 20 minutos de duración que evoca el pasado de Malta de forma espectacular con efectos y asientos movedizos incluidos. Malta Experience es otro audiovisual de 45 minutos que recorre la historia de Malta hasta la II Guerra Mundial.

El visionado de esta última película se ofrece con una entrada combinada que incluye la vista a la La Sacra (o Santa) Enfermeria donde hay figuras de cera recreando de forma muy realista los cuidados de enfermería que ofrecían los Caballeros Hospitalarios de la Orden de San Juan

.
Levantada en 1574 esta construcción era célebre en la época por ser la sala de hospital más grande de Europa, con capacidad para acoger hasta unos 800 pacientes. Hasta aquí llegaban soldados, caballeros, marineros, extranjeros buscando los mejores cuidados hospitalarios de la época (que hoy dan grima). Solo por ver el edificio por dentro -hoy convertido en un importante centro de conferencias- ya vale la pena.
.
¿Más lugares chulos para ir con niños en Valletta? Os recomendamos visitar el espléndido Gran Master Palace, residencia histórica del Gran Mestre de la Orden de Malta donde en la actualidad el Jefe de Estado maltés recibe actualmente sus invitados internacionales más distinguidos. En él podremos apreciar lujosas dependencias y obras de arte así como en la planta de abajo una colección de auténticas armaduras y armas medievales absolutamente increíble.

Por último, bien merece la pena tomar la linea de ferry-bus ordinario para una escapada a las llamadas Three Cities donde os espera la Vittoriosa, lugar con un puerto repleto de lujosos yates y veleros donde tuvo lugar el celebérrimo Gran Asedio turco de 1565. Paseando por sus calles tendréis que pellizcaros para no creer que no estáis en plena Edad Media.
.
Si todavía os habéis quedado con ganas de más guerra en la parte superior de Vittoriosa (un paseo de 1,5 kms) está Fort Rinella un fuerte militar construido por los británicos en el SXIX convertido en Museo Militar. A las 14:00 de cada día hay un super cañonazo.
.
Volviendo a Valletta, para comer y tomar hay mil y un lugares. Nosotros os recomendamos el clásico Caffe Cordina, tanto la terraza como es sus mesas de interior (más económico). Camareros uniformados dándole glamour, edificio histórico, cuidada cocina e…insuperable gama de helados y, su especialidad, pasteles delicatessen. Una terraza con deliciosa comida italiana a buen precio, todo un rincón mágico con vistas a la Vitoriosa: Restaurante Sicilia.
.

2. Recorrer Rabat y Mdina

Otro día de disfrute asegurado, imperdible si viajas a Malta con niños. Mdina es una ciudadela construida y fortificada por los árabes sobre el año 1000 DC sobre la base de un asentamiento fenicio que posteriormente fue romano. Desde este punto elevado del centro se divisa prácticamente toda la isla. Mdina fue la primera capital de Malta y una ciudad noble residencia de la aristocracia.

Rincones de Rabat

Un esplendor que la ciudad no ha perdido hasta hoy, rehabilitada y sin tráfico eminentemente turística y perfecta para recorrer en familia. Mdina  los domingos y festivos se convierte en el decorado fotográfico de reportajes de no pocas bodas y comuniones de las familias maltesas.

En Mdina mola dejarse llevar por sus callejones y disfrutar de sus vistas. Recorrerla entera no nos llevará más de dos horas. Nosotros podemos recomendar Knights of Malta un pasaje subterráneo que recrea con gran realismo, a través de diaporamas de tamaño real usando luces y sonido, pasajes clave de la historia de Malta. Mi hijo no es nada asustadizo así que lo pasamos estupendamente.

También existe la proyección The Mdina Experience (a la que no fuimos) que narra la agitada historia de esta población.

Los suburbios contruidos alrededor de Mdina formaron Rabat que hoy casi forman parte de un mismo paseo. Allí podrás seguir haciendo fotos a cada paso. Fotogénicas casas, callejones y rincones. Bares y palacios y algún ocasional parque.

Una visita que vale la pena es a las Catacumbas de Sant Pablo (llamadas así por la proximidad con la iglesia del mismo nombre). Construidas en época paleo-cristiana además de enterramientos fue posteriormente lugar para conservar semillas y durante la II Guerra Mundial llegaron a servir como refugio anti-aéreo. La visita por sus laberintos (con la salida siempre señalizada) es auto-guiada y dura unos 45 minutos. A nosotros no nos resultó nada desagradable o mórbida sino sumamente interesante…y fresquita.

3. Aprender inglés en familia

Sí, como suena. Esta isla es perfecta para estudiar inglés en familia asistiendo a clases por la mañana según nivel y edad y pudiendo dedicar las tardes a disfrutar de unas vacaciones. Un 2 x 1 de lo más interesante, ¿verdad?

Malta con niños

Entre las opciones destaca Maltalingua un programa familiar que se imparte en céntrico St. Julians. Mientras los peques y no tan peques estudian en una escuela los padres lo hacen en el edificio anexo. Los dos centros se encuentran a menos de 5 minutos a pie el uno del otro de tal manera que las familias pueden volver a estar juntas tras las clases y pasar todo el resto del día juntos.

Con alojamiento con opción hotel o apartamento el programa para estudiar inglés en familia en Malta incluye tres tardes de actividades para los niños (peques y adolescentes), normalmente los lunes, miércoles y viernes.

Unas vacaciones donde cada miembro de la familia tiene también su propio espcio. Existen dos grupos de edades para los niños y jóvenes de 8 a 12 y de 13 a 17 años. Durante estas actividades pueden disfrutar de su tiempo en Malta y hacer nuevos amigos de todas partes del mundo gozar de la preciosa isla en un ambiente seguro, acompañados en todo momento por monitores y guías titulados. Más información en este enlace.

4. Jugar en el Playmobil Fun Park

Complejo situado en un polígono industrial muy cerca del aeropuerto internacional aclarando de entrada que el Playmobil Fun de Malta no llega ni a la décima parte del tamaño Playmobil de Nuremberg (Alemania)

Malta Playmobil

.

Se trata de un espacio de juego indoor y con un pequeño parque exterior muy concurrido por familias maltesas que vienen aquí a celebrar cumpleaños. A veces hay talleres o pintacaras. Con el pago del ticket se puede jugar ilimitadamente con todos los playmobils. Encontraréis una tienda bien surtida así como un pequeño bar-restaurante que nunca ganará un premio de comida nutritiva.

Algo muy remarcable son las visitas guiadas a la factoría Playmóbil junto a la que se encuentra. Un lugar simpático para pasar un rato entretenido sobre todos para los más peques.

5. Sumergirse en su acuario nacional

Cuestión de prestigio. No hay destino turístico que se precie que no cuente con su acuario y la muy marítima Malta no podía ser menos. Su acuario pertenece a los de primera división, amplio, nutridos y con un carácter netamente divulgativo y familiar.

El Malta National Aquarium es otro de esos planes a tener en cuenta en Malta con niños. Combinando entretenimiento y divulgación sobre el asombroso mundo submarino hoy globalmente herido por el plástico.

El acuario se distribuye en 27 tanques que replican diferentes ambientes marinos. Todos ellos con una gran variedad de especies marinas y el más espectacular de ellos, con un diámetro total de de 12’5 metros; la casa de especies tropicales, como los tiburones (consultad por los horarios en que son alimentados), el pez luna  o el suño cornudo, por nombrar algunas.

Situado en Qawra, a unos 20 kilómetros de Valletta, el acuario es de fácil acceso en transporte público. Dispone de una superficie de unos 21.000 metros cuadrados, e incluye un lugar de observación en la azotea, escuela de submarinismo y un restaurante donde probar especialidades de la cocina maltesa. Abierto todos los días de la semana, los menores de cinco años entran gratis.

Playgrounds en Malta

También señalar que frente al Acuario se encuentra el playground más original de todo Malta. Otra zona de juegos destacable es la del Parque Qi Si Sana en Silema con muchas terrazas donde comer y una cercana piscina natural.

6. Visitar el Popeye Village

El Popeye Village fue uno de los primeros parques temáticos de Europa construido en 1980 a partir de los decorados del rodaje de una comedia musical dirigida por Robert Altman y protagonizada por Robin Williams basada en este simpático personaje de los dibujos animados de nuestra infancia.

El Popeye Village, parque temático y frecuente escenario de eventos sociales en Malta

Popeye el marino, poca broma…¿cómo?. Tendréis que presentárselo a vuestros hijos (y acordaros de comer muchas espinacas, para dar ejemplo).

Situado junto al mar gozando de preciosas vistas y con bastante desnivel (no demasiado apto para carritos) Popeye Village es un pueblo pesquero recreado con zona de juego interior y parque infantil exterior. El ticket incluye un paseo en bote que no se pierde nadie. Bien comunicado por Bus y abierto todo el año. Para nuestro gusto la visita resulta algo cara pero en fin, como siempre eso es relativo.

Si queréis pasear por una de las pocas zonas naturales (y arqueológicas) protegidas de Malta muy cerca del Popeye Village junto a la Golden Bay está el Majjistra Park. Una joya totalmente gratuita… y sin ninguna cola.

7. Surcar sus aguas y fondear en preciosas calas

En Malta una de las especialidades de la casa son sus cruceros. En pocos destinos turísticos hay una oferta tan variada. Puedes consultar aquí los cruceros de Malta.

Blue Lagoon y el precio de éxito

Incluyendo normalmente las bebidas y el almuerzo. Sean en barcos modernos o estilizadas goletas turcas de madera, en Malta se encuentran cruceros para recorrer las bahías de Silema, Valetta y las Tres Ciudades, lineas con viajes de ida-vuelta en un día a la vecina Sicilia (una locura que no os recomendamos), cruceros que dan la vuelta a la isla que pasan por la célebre Blue Grotto, otros que recorren y fondean para bañarse en algunos de las mejores playas de las tres islas Malta, Gozo y Comino.

Algunos cruceros incluyen paradas para bañarse en el mar adentro

Antes de embarcarte para calcular la idoneidad de cada crucero para vosotros infórmate bien sobre su duración y recorrido

8. Hacer castillos de arena

Malta no tiene muchas playas de arena pero las que tiene son preciosas, todas ellas situadas en el noroeste.

En la pequeña isla de Comino se encuentra la playa más célebre de Malta que alguna vez fue un paraíso y cuya fotogenia no suele faltar en ningún catálogo de viajes: la Blue Lagoon.

Bella a rabiar, con su fondo turquesa y su playa de arena. Se encuentra habitualmente repleta por una gran cantidad de turistas. Intentad evitarla a ser posible en verano y fines de semana. Mñas recomendable visitarla a primera o última hora del día para poder apreciar con cierta tranquilidad su mítica belleza.

Accesible y con chiringuitos bien provistos la Playa Ramla es otra playa con una arena de bello color canela de lo más interesante. Subiendo la colina que da a la playa podréis visitar las cuevas de Calypso y tener las mejores vistas de Ramla. Está situada en la costa norte de la Isla de Gozo la pequeña y coqueta isla donde podéis pasar un día estupendo en familia combinando esta playa con Vitoria, la capital de la pequeña isla de Gozo.

Playa Ramla en Gozo, entre las más bonitas y familiares de Malta

La Playa de Mellieha Bay es muy familiar y super accesible pero repleta de sombrillas y de todas posiblemente la más agobiante

En cambio las playas de Golden Bay y Ghajn Tuffieha son casi igual de accesibles pero están más resguardadas, están menos llenas y conservan mayor autenticidad. Si buscas una playa de arena todavía más pequeña y coqueta pero con algún chriringuito puedes ir a Il Gnejna. En el sur de Malta la única playa con arena es Pretty Bay. Aunque es muy popular entre los locales su carácter artificial y la proximidad a la zona del puerto industrial de Free Port le matan bastante la gracia.

En todas las playas de Malta extremad las precauciones contra el sol y atentos a posible presencia de medusas cada vez más presentes en todas las playas del Mediderráneo.

9. Descubrir más gozo en Malta

Muchas viajeros a Malta se pierden Gozo y es toda una lástima. La pequeña, coqueta y fácilmente accesible isla de Gozo de tan solo 19 kms de largo por 5 de ancho y 30.000 habitantes conserva una autenticidad y tranquilidad que en buena parte perdió su hermana mayor.

Dentro de un viaje a Malta con niños además de la citada playa de Ramla vale y nicho la pena detenerse a pasear por Vitoria el centro peatonal de su capital y subir decididamente a pasear por la citadella que la corona recientemente restaurada y con un museo gratuito que explica su historia que se remonta a los fenicios así como su antigua prisión (visitable) usada por los Caballeros de la Orden de San Juan. En la ciudadella desubrireis unas calles repletas de historia además de las mejores y más idílicas vistas sobre Gozo al atardecer.

10. Remojarse en sus parques acuáticos

Al agua patos! Cuando la calor aprieta (y eso no es difícil que ocurra en Malta) no está de más tener en cuenta estas dos opciones.

Malta con niños

El Splash & Fun Park es el parque acuático por antonomasia de Malta. Ideal para intrépidos, enorme y variado con una piscina de olas artificiales de 1,5 metros (la mayor de Europa), toboganes de todos los tipos, trampolines, chorros de agua y piscina infantil. Dispone de restaurante. No está permitido traer comida desde fuera. Abre a mediados de Mayo hasta Octubre.

El Buġibba Water Park por su parte es un pequeño, divertido parque. Supervisado y con taquillas Tus hijos se divertirán mojándose todo lo que quieran. El parque incluye fontanas y chorros. Se divide en tres secciones según la estatura y edad de los niños. Se trata de un parque infantil gratuito, el mejor de todos ellos, una rareza en Malta.

11. Esplorar la ciencia

Inagurado en 2016 el Centro Interactivo de Ciencias de Esplora, en Bighi es la última atracción  de Malta. Pensado prioritariamente para la población local, pero también perfectamente disfrutable por los turistas, este ambicioso proyecto es un orgullo para este pequeño país que ha sido apoyado decididamente con fondos de la UE siendo el primero de su tipo en Malta.

Esplora tiene a las escuelas y a las familias con niños como uno de sus públicos favoritos. Tratando de incentivar la curiosidad e imaginación científica alienta a los visitantes de todas las edades a preguntarse por el mundo que nos rodea.

Esplora consta de varios edificios y espacios al aire libre, todos inter-conectados después de un ambicioso proceso de restauración. Con más de 200 exposiciones este centro de ciencias intenta ser divertido, además de interesante.

Entre lo más destacado el Planetario, una de sus mayores atracciones, con una impresionante estructura de 10,7 metros de diámetro visible desde la calle, con un completo sistema de espacio Color 4K. El sistema permite que el planetario muestre los mejores espectáculos de cúpula completa y visualizaciones en vivo sobre astronomía y otras ciencias.

Más sobre Malta con niños

Para ser un destino turístico e importarlo casi todo Malta cuenta con precios para el turista bastante razonables (algo más bajos que en España) aunque, como puede deducirse de su skyline repleto de grúas, la burbuja inmobiliaria que está viviendo Malta últimamente es de campeonato.

Con apenas medio millón de habitantes y una de las mayores densidades de habitante por km2 de toda Europa, Malta goza de una personalidad propia con una fuerte influencia árabe y una mezcla de influencias de todos aquellas culturas que la ocuparon siendo actualmente un país tradicionalista y católico que vive entre el influjo de la cercana Sicilia y su pasado como colonia británica durante 150 años hasta 1965 .

Es así com además del maltés, la lengua propia de origen árabe, el inglés es también lengua co-oficial aunque no sea hablado de forma generalizada en la calle. Por este motivo Malta además del turismo basa su economía en la enorme afluencia de jóvenes estudiantes de todo el mundo que vienen a estudiar inglés en sus muchas academias.

Por su situación estratégica entre el Este y el Oeste del Mar Mediterráneo Malta ha sido testigo del paso de antiguas y misteriosas culturas megalíticas. Y griegos, fenicios, cartagineses, romanos, árabes, catalano-aragoneses, españoles, franceses e ingleses han codiciado y ocupado alguna vez Malta dejando alguna clase de legado.

La extraordinaria historia de Malta está influenciada a fuego por la épica Orden de los Caballeros de San Juan formada por integrantes de los principales países de la cristiandad. Las cruzadas dejaron una profunda huella en esta isla que fue potencia marítima y valuarte religioso para la cristiandad.

La mezcla arquitectónica de las típicas galerías maltesas (balcones cerrados) heredados de los árabes, recias casas de piedra cristiana y puertas, buzones y cabinas británicas es absolutamente única y especial.

Las calles trufadas de iglesias, ermitas e imágenes de santos. Tradicionalista y profundamente católica-apostólica-romana. Su Semana Santa y Navidad son casi idénticas a la tradicional española. Malta, donde el aborto es ilegal y el derecho al divorcio no se reconoció hasta el 2011, es posiblemente el país del mundo donde más banderas vaticanas ondean y uno de los territorios con más concentración por km2 de historia, armaduras y batallas, repleta de castillos, palacios, torres de vigía, ciudadelas y fortificaciones, refinado arte, calles medievales, iglesias.

Sin olvidar que la historia de Malta está estrechamente ligada a su heroica resistencia al asedio de los nazis durante la II Guerra Mundial cuando fue fuertemente bombardeada por ellos al tiempo que defendida por la aviación aliada. Si os interesa se puede visitar el Museo de la Aviación de Malta que atesora algunos míticos aeroplanos de la época.

Simplificando al extremo. Algo así como un patrimonio histórico mezcla entre Jerusalem y Toledo pero en una isla con su costa repleta de cuevas y grutas, calas, alguna playa y estupendos lugares donde comer, tomar una copa y disfrutar de increíbles vistas sobre el Mediterráneo. Eso y mucho más es Malta.

Cuando viajar a Malta con niños

La mejor época para viajar a Malta con niños entre los meses de Abril a Junio o bien entre Septiembre y Octubre evitando tanto la canícula estival. Malta es una isla a tiro de piedra de las costas de Libia. En verano las temperaturas sobrepasan con frecuencia los 35 grados combinadas con una alta humedad, precios más altos y la atracciones y playas hasta arriba de gente.

En invierno (enero-febrero) pues el clima es bastante ventoso y es el momento más lluvioso del año donde además la gran mayoría de servicios turísticos y atracciones están cerradas.

Cómo llegar y moverse en Malta con niños

Mira y compara. Hay varias lineas aéreas que desde España y desde media Europa ofrecen vuelos al Malta International Aeroport, situado a menos de media hora de la capital Valetta, a la que fácilmente se puede acceder en bus de linea regular.

Los autobuses de Malta no son una mala opción (hay una densa red que llega casi hasta cualquier punto de las islas) si bien a menudo van muy llenos y pasan de forma irregular. Con niños pequeños y sin mucho tiempo para conocer la isla no los recomiendo.

Los buses turísticos top on top off son una buena opciónLa mejor opción para moverse en Malta con niños pudiendo llegar casi hasta el último rincón  es alquilar un coche. Hay decenas de compañías, podéis comparar aquí los mejores precios para alquilar coche en Malta. Ten en cuenta que se conduce por la izquierda. Recomendamos un coche lo más pequeño y manejable posible y ojalá todos fueran eléctricos.

Sin tener que alquilar un coche. Si tu escapada es dos o tres días tal vez un día podrías pasarlo visitando a pie Valletta-Vittoriosa y las poblaciones de Mdina y Rabat y dedicar otra jornada a tener una buena perspectiva general de la isla en un cómodo autobús turístico hop on – hop off de Malta.

Si lo necesitas mejor olvídate de los taxis ordinarios de color blanco con fama entre los propios malteses de careros y acude a Ecabs Malta (y descargar su App)

Por sus fondos marinos y por sus calas para fondear Malta es un destino ideal para buceadores y navegantes así como, tal y como decíamos antes, para jóvenes estudiantes de inglés con ganas de disfrutar tanto de sus baños de sol como de las animadas noches de Paceville, en Saint Julian’s.

También disfrutarán especialmente en Malta los amantes de la arquitectura antigua, el arte religioso y la Historia.

Respecto de Malta con niños creo que el principal handicap de la isla es que cuenta con muy pocas playas de arena (casi todas son bellísimas, pero de roca) así como prácticamente ningún parque natural o senderos por la naturaleza o parques de juego mínimamente reseñables; aspecto este último que es toda una asignatura pendiente para sus autoridades.

Con niños pequeños (gateadores o exploradores) Malta no sería uno de mis destinos prioritarios y esperaría a que fueran más grandes. Dicho lo cual añado que por supuesto Malta puede disfrutarse en cualquier momento del año y con niños de todas las edades.

En cambio para los niños más grandes (a partir de los 7 años) uno de los mayores atractivos de Malta es la cantidad de historia relacionada con la Edad Media, castillos, fuertes, iglesias y ciudadelas, caballeros y sus armaduras.

Malta es como un museo al aire libre donde imaginar y aprender historias…e Historia. Además podréis poner a prueba el inglés de toda la familia, daros un remojón en algunas de las aguas más limpias de Europa y disfrutar de una rica cocina mediterránea con mucha influencia italiana y sus ricas pizzas, pastas, helados y cafés de verdad.

Apartamentos y hoteles en Malta con niños

Por experiencia y dada la demanda te recomendamos reservar alojamiento en Malta con bastante antelación. Puedes consultar y comparar hoteles en Malta o si lo prefieres, una opción perfecta para familias son los apartamentos en Malta. Otras opciones familiares destacas en Malta son:

The Westing Dragonara

The Westing Dragonara Hotel, MaltaPara muchos el hotel resort más family welcome de Malta. Situado en el animado distrito de Sant Julian’s y a la vez tranquilo. Dispone de habitaciones grandes con camas king size y comunicadas con vistas exteriores. Mini Club y animación. Dos piscinas infantiles y menú especial para los peques.

DB Seabank Resort + Spa

Un 4 estrellas de tranquila ubicación con opción todo incluido junto a Mellieha, una de la playas de arena má grande y familiare de Malta. Vistas exteriores y habitaciones grandes. Dispone de completo SPA y Gimnasio. Mini Club y parque infantil.

Bluebay Apartments

Situado Il-Gzira, aparahotel con piscina en la azotea con vistas al puerto y sala de juegos infantil abierta 24h. Piscina cubierta. Apartamentos con precio más ajustado y estupenda relación precio-calidad. Opción de incluir las comidas en el bufet del hotel.

Otros hoteles para disfrutar de Malta con niños son el Radisson Blu Resort & Spa, Malta Golden Sands (Golden Bay) o el Ramla Bay Resort (Mellieha).

 

 

+ info Malta con niños:

Inglés en familia Malta

Malta Baby & Kids

 

 

 

 

 

 

 

 

¡Comparte con tus amigos y familiares!