Mucha gente tiene la idea de que la coeducación es ya una realidad en nuestras escuelas, es una lastima que no sea así. Durante las décadas de los 70’s y los 80’s tras la dictadura franquista se fue consolidando en el estado español un cambio de modelo educativo en los colegios, desde las educación segregada o diferenciada por sexos a una educación mixta, que es el modelo más usual en la actualidad, con la anacrónica excepción de algunos colegios privados religiosos.

A pesar del indudable avance del actual modelo de educación mixta, tal y como compruebo en mi día a día como socióloga y madre trabajando en proyectos de igualdad de género, esto no equivale a coeducación, es decir a educar en igualdad.

Queda mucho por hacer, a veces cuesta creer que estemos en pleno SXXI. La hipersexualización de las niñas a edades cada vez  más precoces, o la agresividad en los niños  justificada por naturaleza son dos ejemplos del machismo aplicado a la infancia.

Los estudios sobre violencia de género dan cuenta de la violencia de control que sufren las chicas en sus relaciones afectivas. La elección de estudios sigue estereotipada, la presencia de mujeres en puestos de responsabilidad mínima, la conciliación y la corresponsabilidad muy insuficiente. El panorama de la igualdad está lejos de la realidad, toca seguir reivindicándola!

                  Imágenes del proyecto “The pink and blue” del fotografo Jeong Mee Yoon 

En el proceso de socialización se nos enseña a ser mujeres y hombres en función de nuestro sexo biológico, y lentamente desde el nacimiento, aprendemos los modelos a seguir a través de nuestra familia, la escuela, las amistades, los medios de comunicación y el entorno social y cultural en el que crecemos y vivimos.

Por poner un ejemplo concreto, podemos pensar que las familias no coartamos la libertad de nuestros hijos e hijas, dejándoles escoger sus juegos y juguetes, pero no podemos olvidar el entorno sexista en el que estamos inmersas y su incuestionable influencia en las elecciones de niños y niñas, por ese motivo como madres y padres tenemos el deber de contrarrestar esta influencia si queremos que sean realmente libres.

                      Campaña Juguetes no Sexistas, Ayuntamiento Madrid, 2017.

En ese sentido la coeducación es esencial un tema todavía pendiente por el que necesitamos apostar en sociedad. En las familias y en las escuelas este modelo trata de poner las condiciones para que niñas y niños tengan las mismas oportunidades y que puedan tomar las decisiones sobre su futuro libremente, independientemente del sexo al que pertenecen por nacimiento; eso sin tener en cuenta el binarismo de género cada día más contestado.

La coeducación supone visibilizar lo femenino y no considerar lo masculino como la mejor forma de ver la vida, no diferenciar entre lo que es adecuado para las niñas y lo que es adecuado para los niños, sino más bien recuperar los valores en positivo de la cultura femenina y masculina y potenciarlos en ambos sexos. ¿Y por qué no caminar hacia una sociedad andrógina en vez de androcéntrica, libre de condicionantes de género ?.

Coeducar es una manera de ver el mundo, de vivir y de estar vivas” Marina Subirats.

Está claro, si nos quedamos con la idea de que niñas y niños se comportan así “por naturaleza” y que son libres de elegir, pues ya está, no hace falta que hagamos ningún plan de coeducación, pero entonces seamos conscientes de que estamos aceptando las desigualdades desde la infancia que después se reproducirán en la vida adulta. Para que crezcan libres de roles y estereotipos sexistas…hay que dar el salto de la educación mixta a la coeducación, a la educación en igualdad, el feminismo es más necesario que nunca!!

La coeducación en los patios de las escuelas

Los juegos estereotipados por género en los patios de los colegios es un síntoma, es necesario observar como niños y niñas perciben la masculinidad y la feminidad y como la reproducen a través de los roles y estereotipos de género desde edades tempranas.

Cuanta menos influencia de modelos estereotipados tengan, más libres de elegir serán, por lo tanto la coeducación lo que pretende no es condicionar si no proteger a niñas y niños de la socialización sexista por la que estamos altamente influenciados/as,  abriéndoles el abanico, ofreciendo diversidad de modelos.

En el patio del colegio niñas y niños disfrutan de un espacio de libertad y creatividad espontánea, donde ponen a prueba sus habilidades sociales y de relación entre iguales y es reconocido que es donde se dan la mayor parte de conflictos del colegio. Por ese motivo es necesario entender el patio como un espacio educativo de primer orden, en el que se fomente la interrelación entre niñas y niños, así como la convivencia en general, con la idea de dotar de herramientas al propio alumnado para que resuelvan sus conflictos y también se eviten situaciones de exclusión o aislamiento del alumnado recién llegado, o con necesidades especiales.

En este sentido la intervención coeducativa en los patios de los colegios,  supone una manera de prevenir desigualdades y violencias, de favorecer que compartan espacios de juegos, que se conozcan en espacios lúdicos, de proponer el buen trato y el cuidado en las relaciones entre iguales, desde pequeños/as tienen que aprender a convivir en igualdad.

El juego de la comba, no diferencia entre géneros!

Existe una problemática que afecta en general a los patios de los colegios y que supone la falta de un uso equitativo del espacio. El fútbol se convierte en el juego predominante que ocupa la pista central del patio e impide que otros niños y niñas puedan jugar a otros juegos de movimiento que también necesitan espacio, a menudo creando situaciones tensas con pelotazos (en el caso de los coles con patio pequeño) y arrinconando a las niñas y otros niños que no les gusta ese deporte. En definitiva una minoría de alumnos que juegan al fútbol ocupa la mayoría del espacio.

Que los niños jueguen a fútbol y las niñas no, implica que ellos desarrollen más unas capacidades que potencia el juego en movimiento (coordinación y psicomotricidad, estrategia, control espacial) y que sean más libres a la hora de moverse en el espacio.

Las niñas ocupan el espacio que queda en los márgenes de la pista asumiendo un rol menos activo con juegos más tranquilos, desarrollando habilidades de comunicación más emocionales.

Todo ello tiene unas implicaciones tanto en el presente como en el futuro ¿quién puede defender que las niñas no tienen necesidad de movimiento y los niños no tienen necesidad de tranquilidad?. Que niños y niñas compartan espacios de juego no garantiza que ese juego se esté dando en igualdad de condiciones.

El fútbol no debería ser el único juego de pelota monotemático en los patios. Foto CCO Public Domain

Experiencias inspiradoras de coeducación en los patios

Para poner en marcha un proyecto coeducativo en el patio de vuestro colegio, de entrada, es necesario superar las reticencias de familias y profesorado que viven en una inercia pensando que eso es lo que siempre ha sido porque los niños y las niñas lo eligen así libremente. Mejor vamos a entender qué está pasando socialmente, qué podemos cambiar para que generaciones futuras mejoren, y qué podemos aportar desde la escuela y como familias.

Evidentemente que siempre habrá niñas que preferirán jugar con muñecas y niños que preferirán jugar al fútbol, pero la polarización actual de los juegos en los patios es bastante sospechosa, no se trata de una tendencia “natural” como suele justificarse, como ya se ha explicado está basada en un proceso de socialización por el que niñas y niños para ser aceptados/as en su grupo de iguales van a ir creando sus gustos y preferencias en función de lo que se espera de ellos/as.

Por suerte, dejando atrás las reticencias que consumen energías, hay ya bastantes proyectos que desde hace unos años están llevando a cabo la intervención coeducativa en los patios escolares… os presento algunos de ellos para que os inspiréis, y por si queréis proponerlo en el colegio de vuestros hijos e hijas. El futuro empieza en el presente!

Proyectos de coeducación en marcha

Coeducacció es una cooperativa catalana con una larga trayectoria que trabaja para la transformación educativa desde una perspectiva de género, para una sociedad más libre y más justa en  la que cada persona pueda ser quien quiera ser. En su blog se encuentra un apartado sobre el desarrollo de proyectos comunitarios para la transformación de patios escolares, a partir de su diagnostico y de un diseño participativo.  Presenta algunos proyectos destacados en los que se incluyen videos, no os lo podéis perder!!

Escola Lluis Vives de Castelldefels. Foto extraída de la web https://coeducaccio.coop/que- fem/transformacio-comunitaria-de-patis

Red de patios inclusivos y sostenibles Fruto de la colaboración interdisciplinar entre la cooperativa  madrileña de comunicación y género Pandora Mirabilia, el estudio de arquitectura PEZ arquitectos, y las urbanistas feministas Col·lectiu Punt Sis de Barcelona, se inició un proyecto para la creación de una Red de patios inclusivos y sostenibles que se desarrolló en dos colegios a lo largo de 2017,  financiado por la Obra Social de la Caixa, y el apoyo de la Junta Municipal de Distrito Centro.

Este proyecto tiene un fantástico blog lleno de recursos: crónicas de las diferentes fases del proyecto, vídeos en los que los/las propios protagonistas son quienes relatan el proceso y explican las claves prácticas necesarias para ponerlo en práctica…

Elkartoki es un proyecto pedagógico y participativo para la transformación de los espacios de la escuela, surgido en 2014 de la mano de Tipi Gara, a raíz de la preocupación por buscar una solución a las desigualdades que se dan en el uso del espacio en los patios escolares.

Los patios no reflejan, en muchos casos, la importancia del recreo. Se cuestiona el diseño de estos como zonas duras y estandarizadas que no refleja los deseos y necesidades de niños y niñas, lo que origina algunos conflictos y dificulta las experiencias y relaciones de calidad. Para poner solución, Elkartoki interviene en la configuración y dinámicas del patio a través de talleres de diseño donde el alumnado inventa y construye creaciones artísticas que trabajan los valores inclusivos y de convivencia (ver noticia aquí).

Proyecto Fempatis  Este interesante proyecto colaborativo y de coeducación en el patio de l’Escola Montserrat de Sant Salvador de Guardiola en 2015, basado en un diseño participativo, desarrollado gracias a las familias y el equipo del centro educativo, financiado por los presupuestos participativos municipales.

Fotografía extraída del blog del proyecto “Fem patis”

Propuestas didácticas

Para empezar a calentar motores os recomiendo dos suculentas propuestas didácticas:

La transformación en los patios escilares, una propuesta desde la coeducación (ver aquí) de la Revista Aula 555, que nos da las claves para iniciar nuestro proyecto.

El suplemento de la Revista Escuela, Propuestas para una Escuela afectiva, compuesto por  5 inspiradores artículos en los que se reflexiona sobre la necesidad de hacer más habitables los patios de los centros educativos y se explican tres experiencias concretas de transformación de patios en la provincia de Barcelona: la Escuela Sadako, la Escola Nova y la Escola  Pau Casal.

Noticias sobre coeducación en los patios

Y por si os sabe a poco, aquí tenéis algunas noticias que dan cuenta de que desde hace ya varios años en diferentes CCAA se están desarrollando proyectos de intervención en los patios escolares, para que podáis seguir tirando del hilo.

El Gobierno Vasco tiene un programa de coeducación que desde hace años está poniendo en marcha la reorganización de los espacios de juego en los recreos, para evitar lo que denominan una «distribución sexista» de las zonas de recreo.

A partir de la experiencia de la escuela Thau de Barcelona y Escoleta de Belletarra, esta noticia da cuenta de que en Catalunya se están poniendo en práctica proyectos de intervención en los patios, entendiendo que estos son espacios educativos en los que hay que limitar el uso del balón para recuperar otros juegos que se están perdiendo.

Patis Coeducatius es un proyecto que impulsa la Concejalía de Igualdad de la Comunidad Valenciana, y que se ha puesto en práctica en al menos 12 colegios de la provincia de Castellón, con medidas de dinamización en los patios escolares para que el uso del espacio y los juegos del alumnado sean más equitativos, paralelamente el profesorado y alumnado de primaria han recibido formación coeducativa (ver otra noticia sobre el proyecto aquí).

+ información

Equal Playgrounds

La Navidad, ¿un mundo rosa y azul?

¡Comparte con tus amigos y familiares!