Es una suerte para las familias tener cerca y poder gozar de la Sierra de Guadarrama con niños. Un espacio natural privilegiado y un remanso de aire fresco y puro para los que viven en Segovia, Ávila y, muy especialmente, para los que escapan del bullicio metrópolitano de Madrid buscando desconectar en este entorno espectacular situado a poco más de una hora de trayecto en coche.

Escaparse o venir de vacaciones es todo un disfrute y un acierto para toda la familia; lo puedo afirmar por experiencia. En este post os voy a descubrir algunos de sus más preciosos rincones y algunas  de sus joyas escondidas. Un poco más abajo verás un mapa con todos los planes recomendados.

La sierra de Guadarrama es un conjunto de cadenas montañosas que limitan por el suroeste con el río Alberche y la sierra de Gredos, y por el noreste por la Sierra de Ayllón, repartidas entre las provincias de Ávila, Segovia y Madrid. Su punto más alto es el Pico Peñalara, con 2428 m. que se encuentra en el límite entre Madrid y Segovia. La parte central de la sierra constituye el Parque Nacional de Guadarrama, y lo que queda fuera de este es Reserva de la Biosfera o Parque Regional, gozando prácticamente toda la sierra de algún tipo de protección especial.

La Sierra de Guadarrama esencial

En la parte más occidental, en las proximidades del Escorial, encontraremos la Sierra de Malagón entre Madrid y Ávila, el monte Abantos y su cuerda que nos llevará hasta el puerto de Guadarrama o Alto del León y las Machotas, que son dos montañas aisladas entre El Escorial y Zarzalejo.

San Lorenzo de El Escorial y Las Machotas desde el Monte Abantos

Según vamos hacia el este, desde el puerto de Guadarrama nos acercamos hacia el valle de la Fuenfría por el que discurre la calzada romana que unía Segovia con la antigua Titulcia pasando por el puerto de la Fuenfría y con míticas montañas como el Montón de Trigo o los Siete Picos. En la vertiente segoviana se encuentra otro conjunto de montañas que se conoce como sierra de La Mujer Muerta ya que al verlas desde la llanura segoviana nos recuerda la silueta de una mujer yaciente.

Entre la Fuenfría y el Puerto de Navacerrada discurre el famoso camino Schmidt, tan bello como transitado. El puerto de Navacerrada junto con el cercano Puerto de Cotos es el centro neurálgico de la Sierra y del parque Nacional. También allí se encuentran las dos únicas estaciones de esquí de la sierra, Navacerrada y Valdesquí. Desde el Puerto de Navacerrada parte la Cuerda Larga, una sucesión de montañas como el Alto de las Guarramillas, más conocido como “La Bola del Mundo”, las Cabezas de Hierro y otras hasta llegar a La Najarra junto al  Puerto de la Morcuera.

A la izquierda Cuerda Larga. A la derecha, macizo de Peñalara

Desde el puerto de Cotos parte el sendero para llegar a la Laguna Grande de Peñalara, y para los montañeros más expertos, la ascensión al Peñalara.

No podemos olvidar la maravillosa Pedriza del Manzanares. Al sur de la Cuerda Larga, La Pedriza es un laberinto de rocas graníticas que hace las delicias de senderistas y escaladores. O la sierra de la Cabrera con el mítico Pico de la Miel donde casi siempre podemos divisar algún escalador cuando pasamos cerca por la A1.

La Pedriza en familia

Desde Peñalara hasta el puerto de Somosierra se encuentran los Montes Carpetanos, abrigando al valle del Lozoya hasta el final de la sierra por el Oeste, donde se une con la sierra de Ayllón.

Ahora que conocéis un poco más la Sierra de Guadarrama os vamos a contar algunos de sus rincones, actividades y rutas preferidas de la sierra, de oeste a este: 12 planes para gozar en la Sierra de Guadarrama con niños.

.

Donde alojarse en Sierra de Guadarrama con niños

Exe Victoria Palace

A 200 metros del monasterio de San Lorenzo de El Escorial, ubicado en un palacio del siglo XVIII, se encuentra el hotel Exe Victoria Palace que cuenta con habitaciones amplias, cómodas y con capacidad para una familia. Cuenta con piscina de verano y restaurante. También hay diversos bares y restaurantes por los alrededores. Dispone de wifi gratuito.

La Posada de Cercedilla 

En el complejo rural de la Posada de Cercedilla el viajero se puede alojar en unos bonitos bungalows de madera con distintas capacidades con opción a desayuno. Disponen de jardín y zona común con baños, cocina y salón con wifi. En el mismo recinto hay un restaurante típico de montaña donde los fines de semana y festivos se puede probar platos tradicionales de la zona. Admiten mascota.

Camping el Canto La Gallina

En Valdemaqueda 1 kilómetro del pueblo y a 3,5 del bonito Puente Mocha sobre el https://www.booking.com/hotel/es/el-canto-de-la-gallina.es.html?aid=355789río Cofio (Sierra Oeste), se encuentra este camping rodeado de montañas. Dispone de bungalows y suites familiares con zona de estar, televisión, baño y cocina, además de zona de acampada. 

El camping dispone de piscina de verano, bar, restaurante y canchas deportivas. Además tiene un pequeño supermercado, parque infantil y servicio médico

Albergue El Rincón de Cotos

Ubicado en la misma estación de tren de Cotos. El albergue dispone de habitaciones familiares y compartidas. Los baños son también compartido. El Refugio de Cotos tiene restaurante, bar y salón comunitario. Organizan rutas y actividades guiadas para grupos y alquilan todo tipo de material para deportes de invierno como esquí alpino y de travesía, raquetas de nieve o trineos.

.

Que ver y hacer en la Sierra de Guadarrama con niños

1. Visitar un monasterio Patrimonio de la Humanidad

Si nos encontramos por el noroeste de la Comunidad de Madrid es una buena oportunidad para visitar San Lorenzo de El Escorial y su increíble Real Monasterio.

Este monasterio fue mandado construir por Felipe II con la intención de que fuese panteón de sus padres, Carlos V y su mujer, y de posteriores reyes. Su construcción tardó 22 años. Los lugares más singulares que se visitan en el edificio son el Patio de Reyes, la Basílica, la biblioteca, el Panteón de Reyes y los jardines. Para más información te dejo aquí el enlace de Patrimonio Nacional donde podréis conocer horarios y precios de la visita. Ten en cuenta que hay días donde la entrada es gratuita.

Si no podéis o no os apetece visitar el monasterio, al menos recorred la ciudad de San Lorenzo de El Escorial porque tiene mucho encanto. Incluso podéis apuntaros a este Free Tour donde os contarán mucha de la historia que hay detrás de sus edificios y calles.

.

2. Subir al Monte Abantos

 

Y ya que estamos ¿Qué os parece subir al monte Abantos, al norte de la ciudad? Es una cima bastante accesible para hacer con niños. Además hay unas vistas increíbles desde arriba. La forma más sencilla es realizarla desde el puerto de Malagón, en la pista forestal que une San Lorenzo con Peguerinos (Ávila). Desde aquí es un camino sin casi dificultad. Pero hay que tener en cuenta que, para subir desde San Lorenzo de El Escorial está restringido el tránsito de vehículos. Lo mejor es contactar con la Oficina de Turismo de San Lorenzo para que nos informen sobre ello. Otra opción es comenzar la ruta desde la misma ciudad. Ésta requiere más preparación por el desnivel que hay que salvar.

Vistas desde el Monte Abantos

Ya que nos dirigimos al puerto de Malagón merece la pena hacer una parada en el arboreto de Luis Ceballos. Este centro de Educación Ambiental está considerado Museo Vivo por la importancia de su colección de unas 250 especies de árboles y arbustos autóctonos de la Península Ibérica e islas Baleares. La visita es gratuita. Se puede realizar por libre o visita guiada. Además hay muchas actividades orientadas a familias como talleres y paseos sencillos. Es una buena manera de conocer más y mejor nuestro entorno natural, además, el recorrido por el arboreto ¡es precioso!

3.  Mirar desde una silla real

Cuentan las crónicas históricas que Felipe II, mientras construían el monasterio de San Lorenzo de El Escorial, se sentaba en la que ahora se llama la silla de Felipe II para contemplar cómo iban avanzando las obras.

Ésta es una excursión perfecta para realizar con los más peques. La silla de Felipe II se encuentra a unos 3 kilómetros al sur del monasterio. Es un asiento esculpido en la propia roca de granito ubicado en la cima de un pequeño montículo. Desde aquí hay unas vistas espectaculares del monasterio, de San Lorenzo de El Escorial y del monte Abantos. Y a nuestras espaldas también podemos ver las Machotas, una pequeña montaña donde se aprecian dos cimas, la Machota Alta y la Baja.

Desde la Silla de Felipe II. Detrás, Monte Abantos.

Para acceder a la silla de Felipe II se puede ir desde el mismo monasterio andando. Son 3,7 kilómetros por un paseo muy agradable por el bosque de La Herrería, dehesas con robles,fresnos y encinas. Si queremos acortar lo mejor es dejar el coche en el parking del Bosque de La Herrería. Accediendo desde la M-505 hay parking a ambos lados de la carretera los cuales vienen señalizados.

.

4. Ser astronauta por un día

 

Una visita muy recomendable, si vais por el oeste de la Sierra de Guadarrama con niños, es el Complejo de Comunicaciones Espaciales de Madrid de la NASA que se encuentra en Robledo de Chavela. 

Pasar por allí y ver las espectaculares antenas que recogen las señales que llegan del espacio ya merece la pena. Pero os aconsejamos entrar al museo. Es muy interesante e instructivo para pequeños y mayores.

Complejo de Comunicaciones Espaciales de Madrid

Una verdadera joya escondida; dentro de este museo encontraremos maquetas de los vehículos utilizados para viajar al espacio, de satélites o de misiones tripuladas. Hay trajes que utilizan los astronautas para sus entrenos y viajes espaciales. Podemos ver cosas tan curiosas como la comida deshidratada que llevan en sus misiones, tan rica como unas judías verdes con champiñones o sopa minestrone.

El museo tiene varios paneles explicativos y pantallas interactivas para que juguemos y aprendamos en familia sobre los secretos que esconde el universo.

Anécdota: ¿sabías que desde una de estas antenas se recibió la primera señal del Apolo 11 informando del alunizaje en 1969? Para la misión de mandar al hombre a la Luna, la NASA construyó tres antenas ubicadas en California, Australia y Robledo de Chavela (concretamente en Fresnedilla de la Oliva, municipio pegado a éste, aunque posteriormente se trasladó al Complejo de Comunicaciones). Así, entre las tres antenas, se darían apoyo a la hora de comunicarse con el Apolo 11. Por ello España fue la primera en recibir las primeras palabras de Neil Armstrong “un pequeño paso para el hombre, pero un gran salto para la humanidad”.

.

5. Contemplar a una bella mariposa

Los pinares abulenses de Peguerinos esconden un tesoro que solo es posible ver en las noches de primavera. Una de las especies de mariposa más bonita de Europa nace en estos pinos silvestres que cubren el Monte Peguerinos: la mariposa isabelina (Graellsia isabellae).

Graellsia Isabelae. Foto: guadarramistas.com

Según cuentan las crónicas, el médico de la corte, en 1835, vió el primer ejemplar de esta especie en La Granja de San Ildefonso aunque la confundió con otra especie americana. Fue en 1848 cuando Mariano de la Paz Graells, zoólogo de la época, encontró en los montes de Peguerinos una oruga que podía ser de la mariposa que buscaba. En la primavera de 1949, gracias a su perro que comenzó a ladrar en cuanto vió un ejemplar en el tronco de uno de los pinos del monte, descubrió esta especie nocturna, autóctona y protegida, que nombraron en honor a Isabel II y a su descubridor Graells, Graellsia Isabelae.

Actualmente podemos encontrar una placa conmemorativa del descubrimiento en el lugar donde se hizo el hallazgo.

Recordando el descubrimiento de la mariposa Graellsia isabellae

Ya sea para ver a la mariposa como si no, el entorno es espectacular para pasar un día en familia. Además, el área recreativa “La Nava” es perfecta para comernos el bocata o hacer una barbacoa.

.

6. Hacer la ruta del Arcipreste de Hita

Una ruta ideal para gozar de la Sierra de Guadarrama con niños. Situda en la sierra oeste, se trata de una excursión muy sencilla, divertida y muy bonita que parte del puerto Alto del León

El Alto del León se encuentra en la N-VI, entre las provincias de Madrid y Segovia. Se llama así por el león que se encuentra sobre una columna en el mismo puerto desde el siglo XVIII.

La ruta del Arcipreste de Hita nos llevará a la peña con este mismo nombre desde el puerto. La distancia es más o menos 1,5 kilómetros y se recorre siguiendo el GR-10. Está perfectamente señalizada con unos postes propios de la ruta. Tan solo hay que seguir el punto verde o las marcas rojas y blancas.

Monumento al Arcipreste de Hita

En nuestro recorrido, además de tener unas vistas impresionantes tanto a la vertiente norte como a la vertiente sur de la Sierra de Guadarrama, encontraremos enormes rocas de granito, de esas que les encanta escalar a los más peques. Y también veremos unas construcciones que nos asombraran a grandes y pequeños. En esta zona hay bastantes bunkers repartidos por el monte de la época de la guerra civil española. Una buena oportunidad para hablar de historia y ¿por qué no? de las atrocidades de toda guerra.

Bunker en el Alto del León

Pero lo que más les va a gustar a las niñas y niños son los tesoros que esconde el final de la ruta, como encontrar un ejemplar de El Libro del Buen Amor escrito por el Arcipreste de Hita, o el pequeño belén que se encuentra entre las rocas. Si quieres conocer más detenidamente esta ruta puedes pasar por viajandoenfurgo.com donde te la contamos para que no te pierdas nada.

.

7. Trepar por las rocas de La Pedriza cual cabra montesa

Está claro que a lo de trepar por las rocas no hay niño o niña que se resista. Por eso La Pedriza es un disfrute para todos, peques y adultos.

Situada en la vertiente sur de la Sierra de Guadarrama y dentro del Parque Nacional, se puede considerar una sierra en sí misma. En toda su superficie podemos encontrar bloques graníticos que muchos adquieren curiosas formas con nombre propio como el Elefante, el Pájaro o la Foca, muy conocidas por los asiduos senderistas y escaladores. Aunque Las Torres (2029 m.) es la mayor altura en La Pedriza, la peña de El Yelmo es la más conocida.

Con El Yelmo a nuestras espaldas.

Pero ¡cuidado! Si os aventuráis a meteros entre las rocas sin conocer el terreno lo más probable es que os desorientéis. Como es la cosa que hay una zona que la llaman el Laberinto. Por algo será. Por eso intentad ir siempre conociendo la ruta que vais a realizar, si podéis descargar el track mejor. Hay muchas rutas de senderismo y algunas de ellas fáciles para ir con los peques como la ruta a la Charca Verde o la que nos lleva hasta el refugio Giner de los Ríos.

Para acceder a La Pedriza se hace desde Manzanares el Real. Para ello hay que madrugar ya que el acceso de vehículos está regulado. Os dejamos el enlace de los horarios de la barrera. Si queréis ver fotos increíbles de La Pedriza pasaros por el IG de @alfred_snap, un gran conocedor y enamorado de la sierra.

Y ya que pasamos por Manzanares el Real, puede ser buena idea visitar uno de los castillos mejor conservados de Madrid, Castillo nuevo de los Mendoza. Casi a pie del embalse de Santillana, se encuentra esta fortaleza-palacio que se comenzó construir en 1475, en un momento de gran esplendor para la familia Mendoza. Podemos conocer la historia del castillo con las visitas teatralizadas. Además disponen de talleres ideales para disfrutar en familia.

También resulta de lo más interesante esta excursión guiada por Sierra de Guadarrama y castillo de Manzanares el Real.

.

8. Patear por el valle de la Fuenfría

Cercedilla, cuna de la familia Fernández Ochoa (podéis visitar el museo del Esquí Paquito Fernández Ochoa en la oficina de turismo), es uno de los municipios que más atrae a amantes de la naturaleza. A las faldas de la Sierra de Guadarrama, en un entorno espectacular, es lógico. 

Es un lugar ideal para pasar un día en familia. Para ello podemos dirigirnos a Las Dehesas, a unos 4 kilómetros al norte de Cercedilla. Después de dejar a mano derecha el centro de visitantes Valle de la Fuenfría y el albergue juvenil Las Dehesas hay un par de aparcamientos a ambos lados de la carretera. Aquí encontraremos el área recreativa de Las Dehesas junto al restaurante Cirilo, todo un clásico en la Sierra de Guadarrama. Este lugar es perfecto para disfrutar de la nieve en invierno, de las piscinas de las Berceas en verano, o del circuito de multiaventuras en cualquier época del año.

Paseando bajo la lluvia por el valle de la Fuenfría

Desde aquí surgen varias rutas de senderismo que podremos adaptar a nuestra familia. Por ejemplo, una de ellas es continuar la calzada romana que parte desde un poquito más arriba del área. Por la calzada romana podemos llegar hasta el Puerto de la Fuenfría o atajar hacia Collado Ventoso. Esta ruta no tiene ninguna dificultad aunque sí un desnivel moderado (unos 440 m. de desnivel en 4 km.). De ahí que, cada cual hasta donde llegue. Solo con disfrutar del entorno ya merece la pena.

Calzada romana en el valle de la Fuenfría

Otra de las rutas más bonitas es la que nos lleva al Mirador de los Poetas, donde se homenajea a escritores como Vicente Aleixandre, Luis Rosales o Camilo José Cela. La manera más sencilla y sin ninguna dificultad es continuar el camino Puricelli o la carretera de la República, llamada así porque no se llegó a terminar por el inicio de la Guerra Civil. Actualmente coincide con parte del GR-10.

El tren de la naturaleza

Si preferís hacer algo diferente que seguro será una delicia para toda la familia, y aprender mucho de la Sierra de Guadarrama con niños, existe un programa de educación ambiental llamado el Tren de la Naturaleza. Esta actividad se realiza los meses de julio y agosto. Consiste en subir desde Cercedilla a Cotos en el tren de vía estrecha que parte de aquí. Acompañados de un guía del Parque Nacional de la Sierra del Guadarrama del centro de visitantes de la Fuenfríarecorreremos los 18 kilómetros en unos 40 minutos. Una vez en Cotos se realiza una pequeña ruta de 2 kilómetros explicada por nuestro guía. A primera hora de la tarde regresaremos de nuevo en tren a Cercedilla. Es imprescindible reservar en el centro de visitantes.

Sierra de Guadarrama en familia

.

9. Hacer senderismo por el puerto de Navacerrada

 

A 8 kilómetros del pueblo de Cercedilla y dentro de su municipio, se encuentra el Puerto de Navacerrada, muy conocido por ser el lugar donde los madrileños suelen ir a disfrutar de la nieve formándose unos atascos increíbles.

Desde aquí sale el Camino Schmidt hacia el puerto de la Fuenfría, un camino súper sencillo y muy bonito sin desnivel apenas. Para que sea más fácil se puede hacer ida y vuelta, pero si queréis alargarla más podéis bajar por el valle de la Fuenfría por la Calzada Romana y llegar a Las Dehesas o Cercedilla (con dos vehículos, dejando uno abajo y otro arriba, es ideal). Esta zona es ideal para apuntaros a esta bonita excursión con raquetas cuando la nieve lo cubre todo.

Bola del Mundo desde La Maliciosa

Otra de las excursiones más típicas y sencillas en Navacerrada es subir a la Bola del Mundo. El Alto de Guarramillas, como se llama oficialmente, es la montaña más occidental de toda Cuerda Larga. Es un paraje muy conocida por las antenas repetidoras de la señal de televisión y radio que se encuentra en la cima, con forma de cohete, con franjas blancas y rojas, que son visibles desde muchos kilómetros.

La subida más sencilla es por una pista forestal de hormigón por la vertiente oeste. Desde el mismo puerto sale un telesilla de la pequeña estación de esquí del puerto de Navacerrada que también podremos utilizar para quitarnos un buen tramo. Éste se encuentra abierto en invierno y fines de semana el resto temporadas. 

10. Pasear por el bosque Valsaín y la Granja de San Ildefonso

Desde el puerto de Navacerrada comenzamos a bajar por la vertiente norte de la Sierra de Guadarrama por una carretera repleta de curvas, entre los pinos silvestres de los Montes de Valsaín. Estos bosques tienen un punto mágico además de tener rincones encantadores. 

Cascada Valtueña en los bosques de Valsaín

Los pinos silvestres de esta zona se denominan pinos de Valsaín por la buena calidad de su madera, actividad a la que se han dedicado de siempre los habitantes del lugar. Muchos son los caminos y senderos que nos introducen en estos bosques. Podemos darnos cuenta de la gran riqueza ambiental que existe en la cara norte de la Sierra de Guadarrama, ya en Segovia.

Según bajamos podemos encontrar varias áreas recreativas ideales para pasar un día de picnic en familia. Primero encontraremos a mano izquierda Boca de Asno donde está el Centro de visitantes del Parque Nacional de Guadarrama

Posteriormente se encuentra el área de Los Asientos. Y a la entrada del pueblo de Valsaín se encuentra El Robledo donde se encuentra el Centro Nacional de Educación Ambiental. Aquí podemos visitar su exposición sobre la Sierra de Guadarrama o realizar excursiones guiadas.

A tan solo 4,5 kilómetros, dirección Segovia, llegaremos a Real Sitio de San Ildefonso  declarado conjunto Histórico Monumental. En 1717 Felipe V se enamoró de este lugar. Había encontrado el lugar perfecto para retirarse. Por eso mandó construir el Palacio Real de La Granja de San Ildefonso y sus jardines adornados de fuentes y esculturas, al más estilo francés de la época.

La visita al Palacio es por libre audioguiada por una app, aunque también tienes la opción de poder hacer esta interesante visita guiada. La entrada a los jardines es gratuita y libre aunque si queremos aprender un montón y aprovechar mejor la visita podemos apuntarnos a este Free Tour para conocer más sobre este “mini Versalles”.

Si te interesa conocer más sobre la historia de Real Sitio de San Ildefonso también puede ser una buena idea hacer este otro Free Tour donde aprenderemos todo sobre una de las localidades más bonitas de la provincia de Segovia.

.

12. Road trip por la vertiente norte

Aunque ya no se encuentren en la zona montañosa de la sierra, recorrer los pueblos que están pegados a la falda de ésta es una maravilla. Hay unas vistas de toda la cadena montañosa espectacular además de que hay localidades que merecen la pena acercarse a conocerlas.

Desde el Real Sitio de San Ildefonso, si nos dirigimos hacia el oeste, podremos ver el Palacio Real y el bosque de Riofrío. Podemos acceder al bosque de manera gratuita. Es muy bonito, con una biodiversidad importante. Para ir con los niños es muy chulo ya que si tenemos suerte podemos ver ciervos muy cerca de nosotros. Desde aquí podemos ver claramente La Mujer Muerta. Es una alineación montañosa que se encuentra al oeste de la Sierra de Guadarrama, en la zona segoviana. Se llama así porque desde lo lejos el cordal se asemeja a una mujer yaciente con los brazos cruzados sobre el pecho.

Si te fijas bien, en la parte central podrás ver lo que se llama “La Mujer Muerta”

Hacia el noreste, por la N-110, hay varios pueblos que encontraremos en nuestro road trip con mucho encanto. Por ejemplo, Sotosalbos tiene una iglesia románica preciosa o Pedraza, uno de los pueblos medievales más bonitos de España, con sus calles empedradas, su castillo, su plaza Mayor y su iglesia románica. Podemos darnos un chapuzón en las piscinas naturales de Navafría y aprovechar desde aquí para pasar a la vertiente sur por el bonito puerto de Navafría.

El espectacular Acueducto de Segovia

Y por supuesto, no podemos dejar de visitar Segovia. Si no la conocéis ¡ya estáis tardando! Una ciudad con tanta historia y Patrimonio de la Humanidad merece una parada. En el post Segovia con niños encontraréis todo lo que podéis hacer en la ciudad de Segovia y sus alrededores.

.

12. Ver la montaña más alta de Madrid

Y no podía dejar de hablar del macizo de Peñalara en una entrada sobre Sierra de Guadarrama. Podríamos decir que es el punto central del Parque Nacional, donde se encuentra la montaña más alta del parque y de toda la Comunidad de Madrid, nuestra querida Peñalara.

Podemos llegar al macizo desde el puerto de Cotos. Aquí podemos acceder por el puerto de Navacerrada o bien desde Rascafría. En Cotos se encuentra la estación de esquí de Valdesquí, a la que acuden los madrileños para quitarse el mono de esquí.

Justo desde Cotos parte una excursión muy bonita para hacer con los peques: ruta de la laguna Grande de Peñalara. Os la contamos en la entrada de Sierra Norte con niños.

Peñalara, con 2428 metros, destaca entre todas las cumbres de la sierra. Se puede divisar desde muchos lugares. Uno de mis preferidos es desde el mirador de los Robledos. Aquí se encuentra el Monumento al Guarda Forestal. Es un lugar espectacular y unas vistas a la montaña increíbles. Bajando desde Cotos a Rascafría encontraremos el desvío a unos 10 kilómetros a mano izquierda. Desde Rascafría tenemos 5,5 kilómetros.

Monumento al Guarda Forestal en el mirador de los Robledos.

Otro lugar precioso desde donde podemos ver Peñalara es el valle del Lozoya, concretamente desde el embalse de Pinilla en el que podéis navegar en kayac y junto al que se encuentra el parque de aventuras y arbolismo Meridiano Raid (Barruecos)

Muy cerca en la Garganta de los Montes, podéis visitar y/o alojaros en Agroturismo el Capriolo en el que organizan paseos en burro y rutas panorámicas por la sierra en 4×4, otro de los mejores planes en la Sierra de Guadarrama con niños

Toda esta zona se encuentra dentro de lo que se denomina Sierra Norte de Madrid. Si queréis ampliar la información más visita nuestra entrada dedicada a la Sierra Norte con niños.

Como ves la Sierra de Guadarrama con niños siempre es un plan perfecto para realizar en familia. Hay millones de rincones preciosos de este a oeste, de norte a sur, para elegir y descubrir. Pero con cuidado porque la montaña nos la puede jugar cuando menos lo esperamos. Y siempre, siempre con respeto máximo a la naturaleza.

Guía recomendada

Sierra Norte de Madrid con niños

Antes de ir a la sierra…

La sierra de Guadarrama supera los 2000 metros de altitud en muchos puntos, por lo que puede ser traicionera y nos la puede jugar en cualquier momento. Por eso hay que ser precavidos y ser conscientes de dónde vamos y tener en cuenta ciertos aspectos. Seguro que así disfrutaremos de Sierra de Guadarrama con niños con seguridad y garantía.

  • En la montaña debemos improvisar lo justo. Preparad la ruta que vayáis a hacer y “estudiarla” antes de salir de casa y si podemos descargarnos el track mucho mejor. Hay webs como Wikiloc que podremos utilizar para ello.
  • Comprobad la meteorología que va a hacer el día que queremos ir.
  • Llevad ropa adecuada para el senderismo como unas botas o zapatillas de trekking y ropa de montaña.
  • En verano llevad siempre algo de abrigo en la mochila porque en la montaña bajan las temperaturas en cuanto se esconde el sol.
  • Llevad algo de comida y agua suficiente.
  • Pensad que si la cosa se está poniendo fea, darse la vuelta siempre es un acierto.

 

+ Info:

Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama

Planes en la Sierra Norte de Madrid con niños

Madrid con niños en 20 planes para no perderse

100 cosas que hacer en la Sierra de Madrid con niños

 

 

 

 

¡Comparte con tus amigos y familiares!