Menorca con niños es un destino de vacaciones de aquellos que antes de ir piensas “No será para tanto lo que dice la gente!”, y cuando vuelves a casa dices: “Sí era para tanto! ¿Cuándo volvemos?”.

Mar, buena comida, naturaleza, alma mediterranéa, tradición, fiestas populares, una lengua y cultura propia con fuerte personalidad, playas, infinidades de excursiones para descubrir, actividades, restaurantes, gente simpática, tú y tu familia. Esto es lo que encontrarás en la segunda isla más grande del archipiélago balear y con tan sólo 35 kilómetros de ancho.

Menorca con niños…una buena idea?. Sí, sí y sí. Los niños son muy bienvenidos a la isla y la gente es muy agradable con ellos. La naturaleza, los espacios abiertos y la gran cantidad de actividades y excursiones que puedes hacer, hacen de Menorca un lugar fantástico para unas vuestras próximas vacaciones familiares. Nosotros hemos ido varias veces con nuestros tres hijos y nos lo pasamos fenomenal.

Aquí encontraréis 20 actividades para viajar a Menorca con niños. A lo mejor no las podréis hacer todas la primera vez que vayáis, pero ya os digo yo que vais a repetir!

¿Cómo llegar y moverse por Menorca?

Se puede llegar a la isla con avión desde Valencia y Madrid con Ryanair, desde Alicante, Barcelona, Bilbao, Madrid, Málaga, Santiago y Sevilla con Vueling y con Iberia desde otros aeropuertos españoles. Puedes programar tu traslado privado desde el aeropuerto en este enlace.

Otra opción más lenta pero más aventurera es viajar a Menorca con niños y en ferry desde Barcelona o Mallorca con Balearia o Transmediterranea. Entre sus ventajas destaca la de poder llegar a la isla con vuestro propio vehículo.

El transporte público de la isla es escaso así que si no venís con vuestro propio vehículo podéis alquilar un coche desde el aeropuerto. También podéis marcaros un punto y recorrer Menorca en bicicleta una manera con las que podréis llegar a todos los rincones privilegiados de la isla. Más abajo te dejamos un práctico mapa con todos los planes de esta entrada localizados.

Cosas que ver y hacer en Menorca con niños

1. Visitar los faros de la isla

Los faros siempre han estado protagonistas de las aventuras de navegantes y piratas. En Menorca encontrarás 7 faros repartidos por toda la isla. En la mitad norte hay el el de Sa Farola (en Ciutadella), el faro de Punta Nati, el de Cavalleria y el de Favàritx y en la mitad sur los otros dos: el de Cap d’Artrutx, el de Punta San Carlos y el de S’illa de l’aire.

parque-natural-menorca-2

Cada uno de ellos tiene sus particularidades y su encanto, pero para ir con niños te recomiendo el faro de Cavalleria y el de Favàritx, que son los más impresionantes por su situación y paisaje. Además tienen naturaleza a su alrededor y los niños podrán correr y divertirse con el entorno.

  • Desde el faro de Cavalleria, que seguro que has visto en algún anuncio, podrás ver unas vistas impresionantes de la parte norte de la isla.

 

  • En el faro de Favàritx también podrás disfrutar del entorno agreste del cabo de Favàritx, con rocas oscuras y escasa vegetación, muy diferente del resto de la isla. El día que fuimos nosotros nos pilló una tormenta allí mismo y fue espectacular ver la fuerza del mar chocando contra las rocas!Además alrededor del faro hay muchas piedras planas, que se prestan a hacer torres de piedras. Ya verás que mucha de la gente que llega allí hace lo mismo y hay decenas de ellas repartidas alrededor del faro. Seguro que también os animáis a dejar vuestra huella en el cabo de Favàritx

Ver ponerse el sol directamente sobre el mar es una experiencia fantástica para toda la familia que no os podéis perder. Hay varios lugares de la isla para verlo, pero yo te recomiendo que vayas al Faro de Cavalleria o al Faro de Punta Nati, donde los pequeños tendrán espacio para correr y las vistas son espectaculares.

Además pueden jugar con el sol! Nosotros estuvimos haciendo fotos con el sol detrás y los niños intentaban cogerlo. Se lo pasaron en grande y estuvieron varios días intentado coger el sol a todas horas durante el día.

2. Bañarse en Cala Macarella y Macarelleta

Cuando vas a Menorca con niños debes ir a alguna de las muchas playas y calas de ensueño. Cada una es especial, es por eso que si os gusta la playa os recomiendo que visitéis tantas playas como podáis. Todas os sorprenderán. Desde las playas rocosas y de arena oscura del norte de la isla (y con mucho viento!), hasta las calas pequeñas de arena blanca y aguas cristalinas del sur.

playas-menorca-familia

Dos de estas calas paradisíacas son la Macarella y la Macarelleta, dos pequeñas playas vecinas, sacadas de un sueño, con aguas turquesas, arena casi blanca y paisaje típicamente mediterráneo. La Macarelleta es una playa nudista, o sea que vais a tener una buena oportunidad para disfrutar en familia de lo más natural.

3. Descubrir Menorca en kayac

Menorca es uno de los mejores lugares para practicar esta actividad. Un plan saludable que os permitirá acceder a las cuevas marinas y calas de esta hermosa isla a las que no se puede acceder de otra manera.

Menorca en kayac

Existen dos posibles itinerarios de excursión por Menorca en kayak ambos en compañía de un guía instructor experimentado. El de las cuevas incluye la costa norte y sur de la isla con visita por rincones únicos como la Cueva de los Ingleses, Sa Torreta, una zona de preciosas praderas, y las playas vírgenes de Tamarells, donde podrás observar una vastísima fauna y flora bajo el mar con el equipo de snorkel que proporcionan los instructores.

La otra opción, más indicada para no iniciados o familias con los niños más pequeños, es el itinerario por la Bahía de Fornells que pasa también por Cala Blanca, Cala Teulera, la Punta de Ses Salines, la Isla Sargantana en la que se se puede observar una torre de vigilancia construida por los británicos durante la ocupación de Menorca a principios del siglo XVIII. Al final la ruta acaba con la práctica de snorkel en la desembocadura.

Las dos rutas, ambas de 3.30h de duración acaban en Cabra Salada, la playa de Fornells, donde todo el grupo disfruta de un merecido aperitivo y una bebida fría. No os olvidéis traer agua y una buena protección solar. Más info en este enlace.

4. Una aventura safari en Jeep por Menorca

Una de las actividades más originales y divertidas es enrolarse en la pequeña gran aventura de hacer un safari en Jepp en Menorca con niños. Acompañados por un guía local, en vehículos descapotables con capacidad para 7/9 personas la excursión incluye la visita a alguno de los miradores y calas más inaccesibles y desconocidos para a mayoría de los turistas culminando con la hora de la puesta de sol sobre el mar, una estampa de gran belleza que dificilmente se olvida.

Menorca con niños

La ruta incluye una visita a les Pedreres de S’Hostal, caminos sin asfaltar a través de bosques y praderas, campos con restos arqueológicos y antiguos molinos con miradores a los pueblos tan bonitos como Es Mercadal o Ferrerías asomándose también a algunos barrancos de cuevas inaccesibles en las que una variedad de aves rapaces esconden sus nidos.

Esta completa actividad ideal para hacer con niños más grandecitos tiene una duración total de siete horas durante las cuales se hacen diferentes paradas que incluyen música en directo y una degustación de productos locales como pan, queso o vino. Un plan perfecto en todo momento y especialmente si el día está nuboso o con mucho viento pues resulta una estupenda alternativa a la playa. Más info en este enlace.

5. Descubrir su naturaleza

Actualmente luchando para ser un destino plastic free Menorca fue declarada Reserva de la Biosfera por la Unesco, hace ya más de 25 años. Una isla que apuesta por el ecoturismo poniendo en valor su rica flora y fauna tanto terrestre como marina. Por la isla puedes encontrar animales como tortugas, gaviotas, caballos además de una gran cantidad de flores y plantas para observar con detalle. Durante las excursiones que hicimos por la isla intentábamos ir en silencio para no molestar a los animales y poder descubrirlos en su hábitat natural!

fauna-flora-menorca

 Gran parte de la isla de Menorca es naturaleza. Aprovechad para hacer excursiones con los niños. El acceso a muchas de las playas del norte de la isla ya es una excursión, como la Cala del Pilar.

En el este de la isla encontraréis el Parque Natural de s’Albufera des Grau, con sus acantilados abruptos y sus rocas de pizarra negra se diferencian claramente del resto de la isla. En el parque encontraréis varios puntos de observación de aves.

Otra excursión recomendada es la Cova des Coloms en el municipio de Es Migjorn Gran. Se desciende a pie por el barranco de Binigaus hasta llegar a la gruta natural de 24 metros de altura y 100 metros de largo. Os la recomiendo ir si tus hijos tienen más de 6 años y están acostumbrados a caminar!

Podéis aprender a cuidar Menorca y tomar conciencia de su conservación en la web de la entidad ecologista GOB Menorca.

6. Visitar una quesería

¿De dónde viene la leche? ¿Y el queso? La curiosidad de los niños es infinita y les encantará poder ver todo el proceso de producción modernamente artesanal del famoso y sabroso queso de Mahón DOP que seguro ya han probado más de una vez durante las vacaciones.

Nosotros fuimos al Hort de Sant Patrici porqué era el que nos quedaba más cerca, pero también podéis ir a Subaida donde en la visita de la tarde puede verse como muñen a las vacas. Por supuesto la visita culmina con una degustación de productos.

7. Visitar una naveta del neolítico

naveta-menorca-visitar

Naveta des Tudons

Las llamadas navetas son construcciones funerarias típicas de Menorca. Consisten en una gran habitación rectangular construida con grandes piedras y datan del 1000 a.C. La más espectacular es la Naveta des Tudons, que está restaurada y el yacimiento está abierto al público. Además esta considerada el edificio funerario mejor conservado más antiguo de Europa! ¿Os lo vais a perder?

8. Subir al punto más alto de la isla Mont Toro

A pesar de que Menorca no se caracteriza por ser una isla muy alta, al lado del municipio de Es Mercadal hay el Mont Toro, el punto más alto de la isla con 358 metros sobre el nivel del mar.

vistas-menorca

Se puede subir hasta arriba en coche y si hace un día claro podréis ver unas vistas espectaculares de la parte norte de la isla. Te recomiendo qua vayáis alguna tarde del final de vuestra estancia así podréis ver y reconocer desde arriba lugares que ya habéis visitado y después contemplar la puesta del sol.

9. Visitar una playa donde estéis solos

A los niños les gustan las cosas diferentes y mágicas. Y quedarse solo en una playa es algo fantástico. La familia, la playa y nadie más. Nosotros nos llevamos las linternas y los bocadillos y nos quedamos hasta que cayó la noche. La playa de día o de noche no es lo mismo, descubres juegos, sombras y más cosas que durante el día no puedes apreciar.

playa atardecer familia

10. Visitar Maó y su puerto

La ciudad de Maó en su original catalán (Mahón en castellano) es la población más grande de la Isla y su capital. Hay un tren turístico que recorre el puerto y el centro histórico (no sé qué tiene pero atrae a los niños más que un imán), el Mercado del Claustro del Carmen, la iglesia de Santa Maria. Vale totalmente la pena simplemente dejarse llevar y perderse por las pequeñas calles del casco antiguo.

Menorca en familia

Port de Maó. Fuente: Wikipedia Commons

El puerto de Maó es el puerto natural más grande de todo el Mediterráneo. Toda una joya cargada de historia como habréis podido comprobar si habéis llegado en ferry que se contempla de maravilla desde su mirador. En él se encuentran numerosos restaurantes donde encontrarás delicioso pescado y marisco a buen precio.

Sobre las cinco de la tarde llegan las barcas procedentes del mar, todo un espectáculo para los niños. Nosotros fuimos en un par de ocasiones y los marineros nos dejaron ver el pescado y estuvieron encantados de explicarnos lo que habían pescado. Además, a pocos metros se encuentra Sa LLotja una pescadería cooperativa donde media hora más tarde puedes comprar el pescado y/o marisco que acabas de ver. En este enlace se encuentra un completo listado de puntos de interés del puerto de Maó.

Existen un barco turístico que lo recorre (Yellow Catamaràn). Con él tenéis la oportunidad de hacer una ruta en barco para ver el fondo marino y todas las fortalezas y edificios emblemáticos construidos a lo largo de esta inmensa bahía (la Fortaleza de la Mola, la base naval Española, los acantilados, el casco antiguo de Maó).

En el mercadillo semanal de Maó (martes y sábado) también podrás encontrar todo tipo de productos típicos de la isla, incluidas las avarcas menorquinas, este calzado tan cómodo para el verano y que utilizaban los payeses antiguamente en Menorca.

11. Visitar Ciutadella

El segundo y encantador núcleo urbano de Menorca. Es más “rústico” que la capital y da la sensación de gran pueblo. Piérdete por sus calles y callejones de piedra, visita el puerto y el faro, reponerse en alguna de sus fantásticas heladerías, visitar el castillo de Sant Nicolau, andar debajo de “Ses Voltes”, admira el Palacio Episcopal, deleitarse con los platos típicos en los restaurantes del puerto, enamórarse del edificio del ayuntamiento.

Ciutadella Menorca

Port de Ciutadella. Fuente: Wikimedia Commons

Por supuesto también se puede descansar en alguno de los parques infantiles que hay por la ciudad, que seguro que los niños lo agradecerán. Puedes consultar este tour por Ciudadella, Forneslls y Monte Toro.

12. Visita Líthica, las canteras de S’Hostal

Hace años eran unas canteras abandonadas de marés, una roca sedimentaria con la que se construyó la Catedral de Mallorca u otros edificios en las islas Baleares. Lo adaptaron todo y ahora Líthica es una de las visitas imprescindibles, sobretodo si viajas a Menorca con niños!

lithica-menorca-canteras

Hay un recorrido marcado con ojos, que los pequeños irán descubriendo en medio de las rocas. Podrás ver varios tipos de jardines con plantas típicas de la isla, escondidos en los rincones más insólitos de la cantera, dos laberintos, paredes impresionantemente altas, esculturas enormes y además durante el verano se organizan un festival de música en medio de la cantera! Es todo tan enorme que os sentiréis las personas más pequeñas del mundo!

13. Hacer una parte del Camí de Cavalls

Ecoturismo a tope en Menorca con niños. El Camí de Cavalls es uno de los mejores senderos para hacer a pie, bicicleta o caballo de toda Europa tal como vimos aquí. Esta ruta histórica que circunvala toda la isla es una opción fantástica para recorrer el litoral menorquín y cultivar la salud de toda la family en privilegiado entorno paisajístico y natural.

Si vamos con niños resulta de lo más recomendable planificar antes la excursión y ser tan ambiciosos como realistas teniendo en cuenta nuestras posibilidades, experiencia y posibilidades de los peques según su edad. Así que epara empezar lo más aconsejable es dejar de lado la sllita de paseo y optar por una mochila de porteo adecuada.

También muy recomendable hacer esta ruta en primavera y el otoño ya que durante la canícula veraniega la calor puede ser excesiva. Dicho todo lo cual os animamos a hacer alguna de las etapas del Camí de Cavalls que tiene en su totalidad tiene 187 kilómetros con 20 etapas señalizadas. Aquí s señalamos las más accesibles para hacer en familia con niños. No os olvidéis contar con un calzado adecuado, agua y comida estando atentos  a la señalización y cerrando las barreras que os encontréis a vuestro paso para que no se escape el ganado.

Entre los tramos y puntos del recorrido con menos desniveles y mejores vistas están las que va de Son Saura a Es Talaier, de Favàritx a Cala Tortuga, de Cala Mesquida a Macar de Binillautí. También itinerario de Sa Gola del Parque Natural de S’Albufera de Es Grau y el que va de la Punta Prima a Alcalfar. Por último también merece la pena una excursión al Barranco de Cala en Porter. Son solo sugerencias. Podéis ampliar a información con alguna guia especializada así como en la web de Cami de Cavalls.

14. Refrescarse en un parque acuático

Ya sabéis, un plan que apetece y tanto agradecer los niños para sacurdirse la calor en verano. Si venís a Menorca con niños sabed que hay cuatro parques acuáticos con toboganes, trampolines y lo que haga falta. Dos de ellos están en la zona de Ciutadella, uno en la urbanización de Playas de Fornells y otro en Sant Lluís.

Menorca con niños

Carema Splash Park (Menorca)

El Aqua Center está situado en la Cala de en Blanes de Ciutadella. Con 12.500 metros cuadrados es súper completo con zonas de aguas y de juego, pista de karting y restaurante.

El Aqua Rock es también bastante extenso, situado en la urbanización de Cala en Bosque de Ciutadella. Entre sus instalaciones no faltan un gran número de toboganes, piscinas temáticas así como una pista de kàrting además de restaurante.

Más pequeños pero también muy chulos son el Splash Sur Menorca de Sant LLuis y Carema Splash Park de Fornells que forma parte de un complejo hotelero.

15. Participar en una de las fiestas populares de Menorca

A lo mejor piensas que en Menorca hay  fiestas populares como en todas partes, pero debo decirte que no, que allí son especiales. Los caballos, a parte de la música y la gran diversión, son el centro de las fiestas, que protagonizan las carreras, los jaleos, los caragols y muchos otros actos que sólo encontrarás en las fiestas de los pueblos menorquines.

Menorca cavalls

Cada dia de Sant Joan en Ciutadella se desata la locura

Las más típicas y conocidas son las de Ciutadella, por Sant Joan, quien las ha visitado dice que es algo que se debe disfrutar una vez a la vida!. Nosotros fuimos a las de Es Mercadal y nos encantaron. Había caballos negros (los caballos de raza menorquina) bien adornados, con sus elegantes jinetes, que se podían tocar y tener muy cerca. Es impresionante ver las carreras de caballos que hacen por en medio de las calles, que horas antes eran completamente vacías. Sobretodo no pierdas a lo niños de vista, que con tanta gente y tanto caballo.

16. Acercarse a los animales

Mezcla de mini zoo respetuoso y granja. El LLoc de Menorca es uno de los planes más clásicos de Menorca con niños. Aquí los peques pueden tocar y dar de comer a razas de granja autóctonas de la isla como la oveja, la vaca, el caballo o la gallina. También se encuentran algunos animales salvajes como reptiles y los simpáticos lemures. Muchos de los animales como los macacos han sido acogidos gracias a proyectos con los centros de rescate europeos. Algunos días a la semana se puede asistir a una demostración de vuelo libre de aves rapaces.

Menorca en familia

El Lloc de Menorca

Este centro, situado entre Maó y Alaior al que se accede a través de la urbanización Argentina, dispone además, de una zona húmeda con más de 20 especies de todo el mundo y un pequeño acuario.

No os olvidéis el bañador pues en temporada de verano cuenta con una divertida zona acuática. Para comer hay un pequeño bar-restaurante o también podñeis traer vuestra propia comida pues hay una zona de picnic.

17. Conocer su huella británica

La herencia de la ocupación británica de Menorca es de gran importancia. Esa influencia sigue viva tanto en algunos modismos de la lengua catalana local (menorquín) como en numerosas formas y detalles arquitectónicos que siguen presentes. Tal vez la muestra con más entidad la encontramos en  uno de los extremos del puerto de Maó. Se trata del Fort Marlborough, una fortificación inglesa de grandes dimensiones donde podréis disfrutar pequeños y grandes.

Menorca con niños

Fort Marlborough Menorca. Fuente: Wikimedia Commons

Durante la visita de las galerías subterráneas hay efectos sonoros y audiovisuales que os llevarán a la época en la que el fuerte estaba en uso. También hay pequeñas escenas con muñecos y elementos típicos de las conquistas del siglo XVIII. Desde la parte de fuera podréis ver unas impresionantes vistas de la parte histórica del puerto de Mahón. Recordad que el lunes la entrada es gratuita!

18. Parques infantiles

Es una parada indispensable cuando vas con niños, porqué les encantan los toboganes, columpios y todo lo que hay en los parques en general. Aquí tienes unos cuántos, pero seguro que descubres más caminando por la isla. El del puerto de Fornells es uno de los más bonitos por su situación justo al lado del mar.

avarcas-menorca

El parque infantil de la Plaça dels Pins, en el centro de Ciutadella. Es muy agradable por la gran cantidad de árboles y sombra que tiene. Es Fraginal en el centro de Mahón. Está rodeado de vegetación y aislado del tráfico, y además tiene una zona de picnic. El del Pont de San Roc, a pesar de ser pequeño tiene muchas posibilidades con un trenecito diendo además una plaza rodeada de bares donde podréis comer y jugar.

19. Descubrir la auténtica Menorca payesa

Binnissuès es un lugar único y 100% recomendable en Menorca con niños ofreciendo una serie de actividades para toda la familia. En este sentido, en sus instalaciones se aloja el Museo de Ciencias Naturales de Menorca, donde se pueden ver los insectos más raros del mundo, las mariposas más grandes, los insectos más antiguos… además de la flora y la fauna de la isla. Además, la casa señorial y payesa están convertidas en museo, de manera que se puede ver cómo se vivía en la isla hace más de 100 años.

Menorca con niños Binissuès

El espectáculo de las tareas antiguas del campo en vivo, permiten a los espectadores de todas las edades ver cómo se trabajaba el campo el siglo pasado: cómo se ordeñaba, cómo se preparaba la tierra para la siembra, cómo se hacía el queso, cómo se medía la producción de una forma muy dinámica y entretenida para toda la familia. Binnissuès dispone de parque infantil y área de picnic.

20. Saborear platos típicos de Menorca

Ummm! En Menorca vais a disfrutar comiendo! Lo fantástico de poder viajar es descubrir otra cultura y gastronomía diferente a la nuestra. En todos los restaurantes fueron más que simpáticos y agradables con los niños (cosa que se agradece mucho cuando vas con tres!).

En Menorca encontrarás platos y alimentos para todos los paladares. Desde el dulce de sus postres típicos, pasando por la caldereta de langosta o el embutido característico de la pequeña isla.

Te recomiendo que visitéis el mercado de Mahón donde, a parte de visitar el edificio, podréis ver y, si queréis, comprar alimentos típicos de la isla, cultivados y producidos allí.

En Menorca podréis comer:

  • Las típicas ensaimadas rellenas de cabello de ángel.
  • Los carquinyoli menorquines, que están elaborados con los mismos ingredientes que los carquinyoles catalanes, pero tienen forma cuadrada.
  • Los pastissets menorquins, que son unas pastas en forma de flor de cinco pétalos, bastante parecidas a los polvorones, pero que se comercializan todo el año.
  • La caldereta de Menorca, hecha con langosta que se pesca en la costa de la isla (a lo mejor esto lo dejáis para la próxima vez que vayáis sin niños!) 😉
  • Todo tipo de pescado y marisco y varias sopas de pescado: raya, cabracho, rape, mero, berberecho, calamar, sepia, pulpo, gamba centollo, langosta…
  • La sobrasada de Menorca, que es más fina y menos picante que la de Mallorca.
  • Como no, el queso de Mahón, producido únicamente en la isla y con Denominación de Origen, que a los niños les encanta, ya que su gusto es muy suave.
  • Mahonesa, que algunas teorías postulan que es originaria de la ciudad de Maó y que fueron los franceses durante la ocupación de la isla que la llevaron a Francia.
  • Para los adultos hay el célebre y aromático Gin de Menorca, una ginebra producida íntegramente en la isla. En el puerto de Maó hay la destilería del Gin Xoriguer.

Dónde alojarse en Menorca con niños

Antes de nada lo primero. ¿dónde alojarse?. Puedes consultar desde aquí hoteles y apartamentos en Menorca. Esta es nuestra selección de hoteles y apartahoteles muy orientados a familias con niños en Menorca:

Royal Son Bou Apartahotel (Alaior)

Hotel Menorca con niños

Un todo incluido 100% enfocado a familias con espléndido buffet. Está situado en primera linea de mar con acceso directo a la Playa de Son Bou. Las habitaciones son apartahoteles/estudios con mini cocina y una terraza con vistas mayoritariamente a su espléndida piscina central rodeada de palmeras. Piscina infantil con barco pirata. Mini Club, Kids Club, Junior Kids. Múltiples talleres y espectáculos diarios para niños y toda la familia. Así fue nuestra experiencia en el Hotel Royal Son Bou

Holiday Village (Santonyi)

Menorca en familia

Complejo 4 estrellas 100% familiar de apartamentos en el extremo oeste de la isla de Menorca entre las playas de Son Xoriguer y Cala´n Bosch, cerca de Ciutadella. Este hotel cuenta con una gran oferta de servicios para los niños y cuatro grandes zonas de piscina, parque infantil con mini toboganes y fuentes (baby pool, splash pool, Mini Club, Mini Disco, buffet infantil, canguro y alquiler de cochecito infantil) y un club para que se diviertan con animación, torneos deportivos y manualidades. Posibilidad de paseos en barco.

MarSenses Paradise Club & Spa

MarSense Menorca en familia

Perfecto para unas vacaciones en familia en Menorca, a 400 metros de la playa. El Aparthotel Paradise Club & Spa tiene una pista de tenis, 2 piscinas y un spa. Apartamentos de estilo rústico, amplios y bien equipados. Un montón de actividades y ofertas de ocio para niños, entre las que se incluye un circuito de agua, parque infantil, Mini Club (para niños de 4 a 14 años) y mini disco.También se ofrece acceso gratuito a la piscina cubierta y al gimnasio. Animación y posibilidad de bautismo de buceo. Opción todo incluido.

Barceló Occidental Menorca (Sant Lluís)

Menorca familias en ruta

Hotel alejado del bullicio recientemente renovado (antiguo Hotel Pueblo Menorca) que es ahora un 4 estrellas con un club nocturno, parque acuático infantil y una espléndida terraza en la azotea. El hotel dista a 8 km de Sa Falua cocktail bar, Cova d´en Xoroi y Es Grau. Las piscinas están pensadas para el disfrute de los más niños, animaciones para todas las edades. A sólo 10 minutos del aeropuerto de Menorca. 

 

MAPA DE PLANES EN MANORCA CON NIÑOS

+ info Menorca con niños

Turisme Menorca

Los mejores planes en Ibiza con niños

Los mejores planes en Mallorca con niños

¡Comparte con tus amigos y familiares!