¿En busca del Sur y con ganas de viajar a la ciudad de Málaga con niños?. La vibrante, portuaria y cosmopolita ciudad de Málaga es con 570.000 habitantes, tras Sevilla, la segunda capital más poblada de Andalucía. Por su ubicación geográfica, la amplitud de su bahía y la navegabilidad del Río Guadalorce históricamente Málaga es una de ciudades más antiguas e imporantes de Europa habiendo sido la malaka fenicia y cartaginesa antes que la malaca romana, después hispano-musulmana cayendo finalmente a manos de los Reyes Católicos en 1487.

Por el valioso patrimonio histórico que atesora, la increible conversión de su centro urbano en peatonal, su carácter alegre y festivo, sus playas urbanas, su oferta gastronómica y cultural así como su proximidad a la Costa del Sol bien puede afirmarse que Málaga es una de las escapadas imprescindibles por España.

Málaga con niños

Espléndidas vistas de Málaga y su puerto desde la Alcazaba

Nosotros tuvimos la suerte de viajar a Málaga a principios del verano. A partir de esta experiencia y, para que te montes tu propio viaje, te hemos preparada una completa selección de planes para relajarse y disfrutar intensamente de Málaga con niños. Para tu mayor los encuentras todos localizados en un mapa que encontrarás más abajo. También puedes consultar planes en la Costa del Sol con niños.

Cómo llegar y moverse a Málaga con niños

El moderno Aeropuerto Málaga-Costa del Sol situado a tan solo 8 kms de la capital es el cuarto por número de pasajeros de España gozando de infinidad de rutas aéreas. Consulta los vuelos más baratos a Málaga y si vais en familia y cargados o llegáis a horas intempestivas por precio y comodidad vale la pena reservar un traslado en taxi desde el aeropuerto de Málaga a vuestro alojamiento.

Desde el aeropuerto se puede tomar un bus al centro. Con linea RENFE C1 se puede ir directamente tanto al centro de Málaga como por la costa oriental hasta llegar a Benalmádena. La Estación de Renfe de Maria Zambrano alberga el tren AVE así como un intercambiador a la linea de Cercanías C1 que va paralela a la costa desde Málaga capital hasta Fuengirola.

Málaga desde el aire

Además de llegar por carretera la Estación Central de Autobuses de Málaga es otra posible vía de comunicación con multitud de ciudades andaluzas y españolas.

La mayor parte de los puntos de interés turístico de la capital malagueña se pueden hacer caminando por un trazado plano ideal para cochecitos y en muchos casos por una amplia red de calles peatonales sin tráfico de vehículos. Puedes consultar la red de transportes públicos  de autobús en la web de EMT Málaga. Si vas con poco tiempo y a lo práctico puedes tomar una línea de autobús turístico o bien apuntarte como hicimos nosotros a un Free Tour por Málaga.

Apartamentos y hoteles en Málaga con niños

La oferta de alojamiento en Málaga es muy rica y variada, capaz de ajustarse a todos los gustos y bolsillos. Por experiencia si que os podemos decir que es mejor reservar lo antes posible pues en Málaga es frecuente que en las épocas de alta demanda no se encuentren plazas. Puedes consultar apartamentos y un comparador de hoteles en Málaga con el precio más bajo garantizado.

Molina Lario

El aparta-hotel Molina Lario está situado en el centro de Málaga y, atención!, goza de un solárium y una piscina en la terraza con vistas a la catedral de Málaga. Además, ofrece habitaciones con cona, aire acondicionado y WiFi gratuita. Su fachada clásica contrasta con sus interiores modernos insonorizados y con habitaciones familiares con cuna. En la 8ª planta hay un restaurante y un bar abiertos durante el verano y con vistas sobre el centro de Málaga.

Hotel Petit Palace

Habitaciones familiares del Hotel Petit Palace de Málaga

Este Petit Palace Plaza Málaga de diseño y acogedor a un tiempo se encuentra en una zona súper céntrica y peatonal a tan solo 500 metros del puerto de Málaga junto a la calle Larios, el Museo Carmen Thyssen. Algunas de sus habitaciones tienen vistas a la catedral de Málaga. El hotel ocupa un singular palacete del siglo XX que lo hace muy especial. Ofrece habitaciones familiares, desayuno buffet en su patio tradicional andaluz, servicio de préstamo de bicicletas, además de cochecitos y sillas de coche para niños.

Casual del Mar

El Hotel Casual del Mar de Málaga se encuentra a 750 metros de la calle Larios. Cuidados al detalle, el hotel dispone de amplios espacios luminosos y una decoración fresca. Ofrece desayuno buffet, habitaciones familiares y disponen de un kit para bebés con silla de paseo, bañera y cochecito, está disponible bajo demanda por un suplemento. Admite mascotas.

Por otra parte, céntricos, modernos y con una buena relación precio-calidad en Málaga con niños destacan los hoteles con habitaciones familiares de Novotel Suites así como el Hotel Ibis Malaga Centro.

Qué ver y hacer en Málaga con niños

1. Recorrer el centro histórico de Málaga

La ciudad de Málaga merece una buena escapada de al menos 2 o 3 días sin parar o alguno más combinando la visita con escapadas por la provincia. Nada mejor y más recomendable para empezar a tomarle el pulso a la capital como alojarse lo más céntrico posible y sencillamente salir a pasear por su amplio casco viejo peatonalizado en su mayor parte y totalmente llano, ideal para cochecitos y niños exploradores.

Málaga con niños

Correteando en la Plaza de la Constitución

Tal vez la mejor manera de empezar con buen pie es caminando a ritmo pausado y reservar antes esta visita guiada gratis con la que podréis recorrer algunos de los imperdibles de Málaga. Entre ellos no os podéis perder su Catedral Basílica de la Encarnación del SXVI situada en la preciosa Plaza del Obispo es mandada construir por los Reyes Católicos en el emplazamiento de la antigua mezquita siendo hoy cariñosamente como la manquita por los malagueños. Esta catedral es considerada como una joya de la arquitectura renacentista-barroca española.

Seguro que paseando llegaréis a la celebérrima Calle Larios la más animada e importante vía comercial de la capital. Un punto neurálgico que es todo un gusto ver espectacularmente engalanada en las festividades señaladas como son las Navidades, el Carnaval y, por supuesto, La Feria de Málaga que se celebra la primera quincena de Agosto.

Paseando con el Free Tour con el que recorrimos los rincones más bellos del centro de Málaga

El Mercado Central de Atarazanas, una de las visitas imprescindibles para recargar fuerzas en Málaga

La visita también incluye otro imperdible del centro es El Mercado Central de Atarazanas es un mercado municipal de abastos de los de verdad localizado en un precioso edificio de hierro del siglo XIX construido sobre los restos de las antiguas atarazanas árabes (cuyo arco de entrada original todavía se conserva). Resulta curioso pensar que la orilla del mar llegaba hasta aquí en esa época

Sentirse malagueño/a dando una vuelta por este mercado es una alegría para el alma. Con un  aire que recuerda un zoco árabe, vivo, popular, colorido y lleno de productos frescos que entran por la vista entre los que destacan los locales (pescaditos que todavía se escucha vender cantando), frutas de su costa tropical, aceitunas de todas clases y por supuesto las célebres almendras malagueñas. Horario de 8 a 14:00 de Lunes a Sábado.

Vale también la pena una visita a la Iglesia de San Juan Bautista y pasear por las céntricas Plaza de la Constitución (bella y emblemática) y la Plaza de la Merced (donde tienen lugar habitualmente actos y festivales y se sitúa el obelisco del General Torrijos y la casa natal de Picasso). El free tour guiado por el centro de Málaga dura algo más de dos horas y es una estupenda manera de acercarse a la Historia…y a las historias de la preciosa capital andaluza.

Algo que nos habla de la importancia histórica de la ciudad y otro punto que no puede fallar es la visita al Teatro Romano construido durante tiempos del emperador Augusto es visible desde la calle fue redescubierto y puesto en valor en  1951. Dispone de un moderno centro de interpretación ubicado a su lado en el que por medio de las nuevas tecnologías puede conocer la vida y las costumbres de la época.

2. Visitar La Alcazaba y el Castillo de Gibralfaro

El comentado más arriba Teatro Romano se encuentra a los pies de La Alcazaba una visita que por su entidad puede ocupar una mañana o tarde combinada con el Castillo de Gibralfaro.

Obra del Siglo XI edificada a los pies del monte Gibralfaro, la Alcazaba es una de las construcciones hispano-musulmanas de más entidad conservadas en España que con el paso del tiempo recibió aportaciones de arquitectura renacentista.

Vistas de La Alcazaba con el Teatro Romano a sus pies

Sin duda esta es una de las mejores cosas que hacer en Málaga con niños. Se puede acceder a La Alcazaba en ascensor y luego acercarse hasta el Castillo de Gibralfaro.

Probablemente el lugar más importante que ver en Málaga en un día es este Castillo de Gibralfaro, una de los must see de la ciudad. A tus peques no les costará mucho imaginarse protagonistas de las antiguas batallas que tuvieron lugar en este punto dado su carácter defensivo.

El Castillo de Gibralfaro fue construido el Siglo XIV para albergar a las tropas y proteger a la Alcazaba. Hoy es es hoy uno de los monumentos más visitados de Málaga en el que puede recorrer sus murallas y ocho torreones con impresionantes vistas sobre la ciudad y la costa de Málaga. En su parte superior está el  Centro de Interpretación para conocer mejor su historia a través de de sus habitantes.

Ten en cuenta que los lunes no funciona el ascensor por lo que, si tus hijos son muy pequeños, puede resultar pesado para ellos. Lo ideal es aprovechar para visitar ambos monumentos en poco más de una hora y adquirir una entrada conjunta con la que ahorrar. Muy recomendable el tour gratuito guiado de la Alcazaba y el Teatro Romano.

3. Sentirse como un piloto de avión o de coches

No es casual que aquí se pueda visitar uno de los mejores museos de aviación de la Península. La relación de Málaga con la aviación civil viene de lejos siendo el aeropuerto es el más antiguo de toda España.

De hecho el Museo Aereonáutico de Málaga está ubicado en la terminal de pasajeros original del Aeropuerto de Málaga-Costa del Sol, junto a la terminal de Aviación General que quedó sin uso tras la ampliación del aeropuerto.

Algo que encantará a los niños el museo invita a tocar abriendo una caja negra, observar la evolución de los uniformes del personal de vuelo, a utilizar los mandos de un avión o a entender el funcionamiento de un aeropuerto.

Entre los modelos de aeronaves expuestos tus hijos fliparán (se pueden visitar por dentro bajo petición) con un clásicos como un Convair 440, Douglas DC3, McDonnell Douglas DC9, Beechcraft 18, Bell 47 o un DeHavilland Dove entre otros. La visita es gratuita!. Este Museo es una iniciativa privada de una asociación entusiasta de la aviación que merece todo el reconocimiento. Cerrado los Domingos y Lunes.

Museo del Automovilismo de Málaga

También en Màlaga puede visitarse el Museo Automovilistico y de la Moda ubicado en la antigua Tabacalera con una extraordinaria colección privada de 6.000 m2 y un
centenar de vehículos restaurados al más alto nivel Mercedes, Hispano Suiza, Bentley, Bugatti, Rolls-Royce o Ferrari.

4. Jugar en sus parques

Seguro que entre tanta visita tus hijos te piden y necesitan un respiro (o dos) para jugar. Málaga destaca también por algunos parques.

Parque Botánico Finca de la Concepción

Con nada menos que 150 años de historia esta es una de las joyas de Málaga es este espacio verde, el gran jardín tropical y subtropical de estilo paisajista inglés más hermoso e importante de España y uno de los destacados de toda Europa.

Este parque cuenta con 52.000 plantas de unas 2.100 especies tropicales, subtropicales y autóctonas destacando su colección de palmeras de más de 105 especies diferentes, bambúes, plantas acuáticas y su Jardín histórico donde se encuentran los ejemplares más monumentales e importantes como enormes ficus, centenarias palmeras, cedros, estanques, puentecitos, pequeños lagos, invernaderos, pérgolas, miradores y el Museo Loringiano con esculturas, cascadas y mosaicos romanos.

El Parque de la Alameda

Málaga destaca también por sus bellos parques, que no te puedes perder. En el centro de la ciudad encontrarás el Parque de la Alameda (conocido aquí simplemente como el parque y también el Parque de Málaga) muy popular entre las familias locales y estratégicamente situado entre el casco histórico y el Puerto.

Se trata de un trazado de estilo mediterráneo y estilo renacentista-barroco con numerosas plantas tropicales y subtropicales que hacen de él uno de los más importantes parques públicos de Europa en lo que a flora exótica se refiere.​ Perfecto para caminar o recorrer en bici. Un refugio perfecto en los días de más calor pues cuenta con abundantes sombras y fuentes con estanque.

El Parque del Oeste

Otro muy querido y popular en la ciudad es el Parque del Oeste junto a la barriada de La Paz. Ocupa nada menos que de 75.000 m2 Este parque tienen lugar numerosas actividades y celebraciones y muchas familias locales van allí a pasar el día completo o de forma combinada con la cercana Playa de la Misericordia.

Muy cuidado e ingenioso dispone de mesas y bancos para picnic, módulos de juego, zonas deportivas, mini-zoo o un inmenso lago de unos 1o.000m2  donde se pueden encontrar patos, cisnes, nenúfares y tortugas.

Parque de Cine

Situado en la barriada de Teatinos algo  retirado del centro merece no obstante la pena por su originaldad ya que está ambientado en el mundo del cine donde un largo camino que es un rollo de película recorre buena parte de de sus casi 10.000 metros cuadrados donde las estrellas doradas en el suelo te transportan a un viaje por Hollywood

Además de una amplia zona verde existen diferentes areas de juegos separadas para los más peques y los gradecitos cada con un nombre de una película. El módulo de juegos central es un gran libro sobre el que se encuentra una estructura con toboganes, pasarelas entre otras opciones de juego. Además tirolinas, camas elásticas, pista de baloncesto o zonas de equilibro. Un pequeño gran tesoro para descubrir en Malaga con niños.

5) Bañarse en sus playas

Playas urbanas bien preparadas donde, eso sí, en verano hay que espabilarse temprano para no quedarse sin lugar. La más célebre, céntrica y turística de todas las playas de la capital malagueña (y en la que estuvimos nosotros) es probablemente la playa de La Malagueta en el frente marino del barrio del mismo nombre: una sucesión de tres calas separadas por espigones. A nuestra parecer la presencia de medusas y su limpieza deberían centrar más esfuerzos por parte de las autoridades.

Malaga familia

Playa urbana de La Malagueta

Siguiendo la linea de costa hacia el Este la Playa del Pedralejo y la Playa del Palo de 1.200 mts cada una. Dotadas de los servicios propias de las playas urbanas, más alejadas del bullicio del centro y bien comunicadas por autobús son dos playas más tranquilas y recogidas donde todavía se encuentran barcas de pescadores en activo. Tanto en el paseo marítimo colindante como en el interior del barrio se encuentran numerosas opciones de tapeo popular y espetos.

Al otro lado del puerto La Misericordia, en el lado Oeste, es una playa urbana de arena oscura de 2kms de extensión acompañada en toda su extensión por el espléndido paseo marítimo Antonio Banderas perfecto para andar o ir en bicicleta presidido con un perfil marcado por la antigua chimenea industrial. La playa cuenta con aseos, duchas, oficina de turismo, zona de práctica de surf, chiringuitos, plataformas flotantes y áreas de juego infantiles. Muy cerca del Parque del Oeste.

Málaga con niños

Con toda la calma en la Playa del Pedralejo

Atentos a dejar las toallas demasiado cerca de la orilla porque, como curiosidad, en todas las playas de la capital malagueña se da el curioso fenómeno conocido popularmente como la ola del melillero, que produce de pronto una súbito y breve nivel del mar provocada por la aproximación y frenada del ferry procedente de Melilla a su llegada al Puerto de Málaga.

6. Explorar la desembocadura del Guadalhorce

La ciudad de Málaga tiene la suerte de gozar de dos espacios protegidos. El más famoso es el Parque Natural de los Montes, pero, mucho más cerca del casco urbano en su lado Oeste se encuentra el Paraje Natural Desembocadura Río Guadalhorce de 125 hectareas es uno de los pocos espacios verdes que quedan en toda la Costa del Sol.

Este es uno de los centros ornitológicos más importantes del sur de Europa. En él se pueden divisar a más de 240 especies de aves durante todo el año como entre las que figuran el cormorán, el porrón común, el pequeño buitrón, la malvasía, las majestuosas águilas calzadas y pescadoras, garzas imperiales, los preciosos flamencos rosas o, con suerte, a la tímida cigüeña negra.

El espacio ofrece rutas perfectas (cortas y llanas) para hacer senderismo y un picnic en familia. Hay numerosos miradores. No os olvidéis de llevar el equipo de naturalistas: calzado cómodo, cámara y prismáticos así como repelente antimosquitos. Recordad que siempre es mejor guardar silencio para poder contemplar más aves.

Málaga en familia

Parque de la Desembocadura del Río Guadalhorce

Para conocer a ritmo tranquilo Paraje de la Desembocadura del Guadalhorce resulta muy recomendable hacer un tour guiado en bicicleta eléctrica.

7. Visitar el Centro de Pompidou malagueño

Muy cerca del Puerto de Málaga descubriréis el Centro Pompidou un edificio de colorida arquitectura donominado popularmente como el Cubo y que inspirado en el centro homónimo de París. Este es un  espacio privilegiado dedicado al arte moderno en Málaga. Los sábados, domingos y festivos a partir de las 11:30 existe una visita dedicada a toda la familia para visitar las exposiciones. La duración es de una hora aproximadamente y con el precio del ticket se incluye la visita a un taller-exposición orientado para el público infantil.

Denominado popularmente como “El Cubo”, la sede malagueña del parisino Centro Nacional de Arte y Cultura Georges Pompidou se ubica en el siempre animado puerto de la ciudad mediterránea. Su exposición permanente acoge casi 90 obras pertenecientes a los siglos XX y XXI, siendo por tanto todo un referente cultural de la ciudad.

Centro Pompidou Málaga

Centro Pompidou de Málaga. Fuente: Wikimedia Commons

Entre sus obras más famosas se pueden admirar  lienzos como “El marco” de Frida Khalo, “El sombrero de flores” del pintor local Pablo Ruiz Picasso, el “Autorretrato” de Francis Bacon o la “Mujer desnuda de pie” de Alberto Giacometti.

Asismismo, a través de diversos dispositivos, podréis vivir la gran experiencia cultural que supone visitar el Centre Pompidou de Málaga a través de programas multidisciplinares dedicados a la danza, la representación, la palabra y el cine.

La entrada puede reservarse sin colas en este enlace y da derecho a gozar tanto de la colección permanente como las diversas exposiciones temporales que alberga. Una visita de lo más remendable para pequeños y grandes amantes del arte.

8. Más cultura y museos molones de Málaga con niños

Hay más! La ciudad de Málaga con niños puede dar para muchos, tú decides.

Principia

Un museo pensado para los peques que acerca la divulgación científica y tecnológica de forma tan amena como interactiva. Aquí se puede tocar y experimentar en sus dos salas temáticas: un planetario y un observatorio astronómico que harán las delicias de toda la family. Abierto de Lunes a Sábado.

Museo Interactivo de la Música

El Museo Interactivo de la Música, interactivo de verdad!

Coqueto, elegante y encantador museo que trata de acercar el mundo de la música a los niños. Este céntrico edificio se divide en tres áreas con diferentes colores; blanco con luz natural donde se exhiben instrumentos grandes, rojo donde haciendo honor al nombre del museo “se ruega tocar” instrumentos como el gong, el violonchelo, la batería (ver la foto de mi hijo) el udu o un piano y el negro que muestra una completa exposición permanente donde se hace un recorrido desde sus orígenes hasta la actualidad. Abierto de Martes a Domingo.

Museo Alborania Aula del Mar

Los amantes del mar y del mundo marino lo pasarán teta este museo situado junto al puerto. Atendiendo a aspectos como la navegación, la pesca, la cultura y la tradición marinera, contando con maquetas de barcos, juegos y/o animales como tortugas bobas en recuperación este espacio divulgativo esta concebido para vivenciar, descubrir, aprender a través de audiovisuales, microscopios y de la observación directa sobre la fauna y flora marina del Mar de Alborán así como la estrecha relación de Málaga con este mar que baña sus costas.

Museo Picaso

Vale, entendemos que descubrir a Picasso, genio del cubismo y uno de los mejores pintores de todos los tiempos no forme parte de las prioridades de un niño de 5 años pero si nunca es tarde para descubrir el Arte tampoco nunca es demasiado temprano, siempre hay un principio. Sería inmoral no destacar que en la ciudad que vió nacer al gran genio existe el Museo Picasso mostrando 285 obras que abarcan todas sus etapas creativas. Puedes reservar aquí vuestra entrada sin colas.

Teatro infantil

La ciudad goza de una nutrida cartelera de espectáculos y teatro infantil que como visitantes a Málaga con niños también podemos aprovechar. Recomendado consultad la cartelera con especial atención a la programación del Teatro Echegaray , el Teatro Cánovas, la Cochera Cabaret así como el Auditorio Felipe VI de Estepona.

Deportes acuáticos

Para todos aquellos visitantes a Malaga con niños. Buceo, barranquismo, surf y navegación a vela. Una de las webs que reune una gama mayor y más variada de deportes y excursiones en Málaga ciudad es Yumping

 9. Escaparse a la Costa del Sol

Muy cerca de la capital se encuentra  su espléndida Costa del Sol con 126 primorosas playas a lo largo de más de 150 kms, parques temáticos y faunísticos, multitud de alojamientos familiares, y una encantadora ruta de pueblos blancos acompañado con una rica gastromomía para chuparse los dedos con – merece destacarse – unos precios ajustados tan de agradecer por los bolsillos familiares.

En la Costa del Sol podrás avistar delfines en libertad, alucinar en el teleférico, el mapiposaio o las playas de Benalmádena, dejarte conquistar por el espléndido castillo de Colomares, bañarte entre cocodrilos en Torremolinos (!!), retozar en las playas de Fuengirola, codearte entre la jet set de Marbella, adentrarte en las cuevas de Nerja o perderte en calas más salvajes del Este de la provincia.

10. Comer o tomar algo en Málaga con niños

Para tomar algo en el centro peatonal de Málaga con niños encontraréis numerosas terrazas. Dos puntos de referencia para no perderse son los churros de chocolate de cualquiera de los establecimientos de Casa Aranda así como también en el Café Madrid y el Café Caracol.

La heladería, turronería, horchatería, leche merengada y lo que se tercie con más solera para disfrutar en Málaga como niños es la Casa Mira de la Calle Larios y la más moderna y aclamada Casa Mira en Calle Andrés Pérez, 10.

Malaga con niños. Churos con chocolate

Ñam! Que ricos los churros con chocolate de Casa Aranda

Fuera del centro la zona malagueña de moda al que acuden muchas familias es el Muelle Uno en el puerto, un espacio de ocio que da cabida a restaurantes y comercios, desde el que observarás las embarcaciones y cruceros que surcan el Mediterráneo.

Con más presencia local y precios, tapeo y abiente más populares os recomendamos un paseo por la zona del Pedralejo y su frente marítimo.

Imposible elaborar un listado de recomendaciones sobre Málaga con niños sin incluir la comida porque este uno de sus puntos fuertes así que tus hijos van a tener que buscar una muy buena excusa para no comer.

Malaga con niños. Gastronomía

Boquerones y gazpacho. Podría ser el ying yang malagueño.

Dado su carácter de destino turístico internacional en Málaga se encuentran una increible variedad de propuestas culinarias (francesas, inglesas, italianas, árabes..) si bien por encima de todo cabe destacar la gastronomía andaluza y concretamente la malagueña que encuentra en el desayuno sin prisas y en el tapeo su expresión más festiva y popular.

Para empezar ricas verduras y hortalizas, gazpachos como el ajoblanco o la porra antequerana, una variante del sarmonejo. Y por supuesto sus aceitunas, aceite de oliva de primera, migas y ricas almendras,

A destacar sus ricos platos de pescados de fritura malagueña y mariscos. Tal vez no haya hay nada más malagueño que un buen espeto de sardinas asadas en un chiringuito a pie de playa. ¡tenéis que probarlo!.

Espetos de sardinas al atardecer. Algún día serán Patrimonio de la Humanidad

Un fast food versión malagueña: como desayuno o merienda se encuentran los bocadillos llamados camperos (o pepitos), que constan de un pan redondo y plano más grande que un mollete, con una base de jamón cocido, mayonesa, queso y verdura que pueden acompañarse de pechuga de pollo o atún servidos tostados y aplanados en una plancha.

Como postres en Málaga hay que sacrificarse ya sea saboreando unos churros con chocolate o los populares roscos y tortas de almendra de Antequera. Como endulzante natural hay que probar la deliciosa miel de caña de la región. No está de más recordar que esta es la tierra del célebre vino dulce de Málaga con una tradición vinícola se remonta…a los fenicios!

Respectos de los cafés una curiosidad y es que Málaga tiene una variedad inacabable para denominarlos según sean nube, sombra, entre corto, semi-largo… Ser camarero en Málaga debe ser una locura! Aquí el tutorial para pedir el tuyo en el Café Central de Málaga (aunque si pides un café con leche también saben lo que es).

+ info Málaga con niños

Málaga turismo

Tours y excursiones por Málaga

La Costa del sol con niños

Granada con niños

Sevilla con niños

Córdoba con niños

Más planes en Andalucía en familia

 

 

PLANES EN MÁLAGA CAPITAL Y PROVINCIA CON NIÑOS

 

¡Comparte con tus amigos y familiares!